Ambientalistas apuntaron a la gestión política y denunciaron las consecuencias del fracking

 

Desde el Foro Waj Mapu indicaron que bajo el argumento del “progreso energético”, la gestión política actual decidió “perforaciones de más de 4.000 metros sin atender las consecuencias de las explosiones de altísimo poder radiactivo”.

El Foro Waj Mapu afirmó en un documento, que la decisión del gobierno de avanzar con el fracking, negada por el secretario de Energía, Raúl Arroyo, se hace a espaldas de la ciudadanía, apoyados en que sus funcionarios “fueron elegidos” (aunque de este violento método de extracción jamás dijeron una palabra). “Se atribuyeron, pues, ilegítimamente la representación del pueblo en general e, inclusive, de sus electores y opositores, muchos de los cuales todavía se resisten a captar el significado del fracking y a conocer las consecuencias que produce para la naturaleza y su fabulosa biodiversidad en la que está incluida la especie humana”, expresaron.

El Foro advirtió sobre una realidad que los americanos conocemos muy bien: los espejitos de colores, y señaló que “algunos políticos e intelectuales ‘confundidos’ los compran (¿ingenuamente?) y se involucran, traicionando el mandato constitucional en función de una comunidad ‘que quiere vivir la vida’. Pero deciden así, con los ojos cerrados e inconsultamente porque no piensan, no se informan, no tienen como prioridad el hábitat y la vida de la gente de hoy y de mañana, sino el ‘progreso’ a cualquier costo y la disponibilidad de fondos (¿para hacer qué?)”.

De hecho, consciente o inconscientemente, hay un concepto muy arraigado en la sociedad: que los políticos son ‘monarcas’, gente ‘dueña’ de las situaciones y del Estado mientras están en lo que pésimamente solemos definir como ‘poder’ en lugar de servicio, o los “recibidos’ que nada tienen que aprender ni dialogar.

Sin embargo apenas son elegidos “por un tiempo” como administradores de nuestra nación y nuestra provincia, (si bien ganan muchísimo más que el resto de los trabajadores, tan trabajadores o más que ellos), de la comunidad y la vida de todos. “Se sabe, a pesar del hermetismo oficial, que existen convenios firmados o por firmar (inclusive maquinarias compradas de altísimo nivel tecnológico y destructivo del Medio Ambiente). Se sabe, por lo que sucede en otros países y en la Argentina (Neuquén, Vaca Muerta), que el método extractivo implica un enorme despliegue tecnológico, atravesar napas, de las que beben todas las especies vivas, y también el acuífero Guaraní… detonando en el subsuelo cargas radiactivas e inyectando a enorme presión arena, agua dulce y cientos de químicos contaminantes para mantener permeables las grietas provocadas en la roca madre y extraer el hidrocarburo”.

Convenios entre YPF y el gobierno de Entre Ríos (de forma inconsulta con relación a los que seremos víctimas de este letal experimento y sin estudio previo de impacto ambiental) “con las empresas petroleras más poderosas y contaminantes del mundo: ExxonMobil, Chevron y Apache y algunas nacionales enganchadas”, señaló el Foro y se preguntó: “¿será posible que ‘otra vez’ nos engañen con el susurro mentiroso y sibilino de depredadoras multinacionales del mal llamado ‘primer mundo’?”.

Estrategias

Aunque el colectivo asumió que “no somos nosotros quienes ‘aparentemente’ tomemos esta decisión… ciertamente lo estaremos haciendo, quizá inconscientemente, si no reaccionamos con urgencia frente al gobierno y las Cámaras Legislativas. ¿Cómo? Informándonos y transmitiendo nuestro sentimiento y preocupación: saliendo a la calle a manifestar contra el fracking; repartiendo volantes informativos, citando a científicos que desautorizan la práctica; preguntándonos por qué otros países lo prohibieron (¿acaso serán estúpidos, como el caso de Francia, Bulgaria, Sud África, etc. y varios Estados de USA?); distribuyendo videos existentes en Google y en varios Foros…; armando con entusiasmo y como reguero imparable las redes virtuales, sobre todo quienes saben hacerlo, que son muchos; juntando firmas para derogar la ley número 9991; informándonos e informando al amigo, al vecino, al otro…., también al político de cualquier rango”.

Waj Mapu llamó a no tener miedo y explicó que lo que se haga “es por nuestra vida y la de generaciones venideras. Los políticos pasan sin pena ni gloria a no ser que hayan tenido en cuenta a la gente, a la comunidad que permanecerá si respetamos, a cualquier costo, el medio en que vivimos cada día más deteriorado por el consumismo obsesivo, por las industrias destructivas como la petrolera y los agroquímicos contaminantes, etc. Es esta una ecuación tan simple y transparente que hasta los niños ven la respuesta, pero al parecer no los políticos y las grandes industrias cuyo único objetivo es transformar los recursos en dinero”.

Reflexiones

El Foro Waj Mapu instó a pesar “¿para qué servirá extraer la energía no renovable (como el petróleo y gas de esquisto)? ¿Para qué juntar dinero, esta u otra gestión, como producto del fracking… si con esa práctica se destruirá nuestro hogar, el hábitat? ¿Para qué el ‘progreso’ y el pago de la deuda… si es a costa de la salud y vida de la gente…? ¿Para qué si dentro de cinco, 10 o 20 años nuestro apacible, acogedor y colorido Entre Ríos solo será un recuerdo mudo, sin cursos cristalinos y biodiversidad pero inundado de manchones desolados y atravesado nuestro silencio y armonía natural por enormes camiones cisternas que transportarán (rompiendo nuestros oídos y los caminos), millones de litros de agua dulce de nuestro acuífero y de nuestras napas ‘para’ contaminarla sin escrúpulos y luego esconder las ya contaminadas? ¿Para qué? ¿Por qué no emplean todos esos recursos y su dinero en imaginar, proyectar y crear métodos de energías alternativas y renovables?”.

Además, exhortó a no olvidar que “los gobernantes son empleados del Estado” y aconsejó a indicarles “con respeto y firmeza lo que conviene a la comunidad, no a las arcas del invasor foráneo. Ya lo sabemos, terminan llevándose todo ¿qué dejaron los europeos desde 1492? ¿Qué los ingleses de los ferrocarriles? ¿Qué Repsol? ¿Qué los ‘grandes’ inversores y concesionarios de los 90’ y de ahora al estilo de Monsanto y supermecadistas? ¡No queremos fractura hidráulica (fracking) en nuestro Entre Ríos!, por más que pueda dar réditos económicos”.

En cambio, reclamó “que se busquen energías alternativas, se utilicen con racionalidad los recursos de la provincia y se repartan con equidad y justicia. Que nosotros sepamos, los entrerrianos no pretendemos ser una potencia sino vivir con sabiduría en armonía con la madre tierra, con nuestro Waj Mapu”.

Piden al gobierno que convoque a audiencias públicas

Un proyecto de ley presentado en la Cámara baja de Entre Ríos en enero pasado, solicita al gobierno que evite “toda eventual concesión de explotación bajo la técnica del fracking, hasta tanto el pueblo de Entre Ríos sea debidamente informado y recabada su opinión como corresponde: a través del trámite de las audiencias públicas que establece la Constitución provincial”, confirmó la autora de la iniciativa, la diputada socialista en el FAP, Emma Bargagna.

Bargagna precisó que las audiencias públicas permitirán al gobierno “asumir responsabilidades frente a cuestiones de trascendental magnitud y a los legisladores obrar en consecuencia”.

elonce.com