Archivo de la etiqueta: Impactos socio-ambientales

Fiske Menvko | 24/06: Charla “Arenas Peligrosas”

En el predio del ferrocarril, en Padre Alejandro Stefenelli, Gral Roca, son descargadas y embolsadas diariamente grandes toneladas de arena de sílice, que tienen como destino final la extracción de hidrocarburos con técnicas no convencionales (fracking). “La nociva técnica aplicada en la formación Vaca Muerta es altamente dependiente de las arenas. Se calcula que cada fractura requiere cerca de 1500 toneladas (equivalente a 50 caminos por cada pozo), por lo que YPF necesitaría de 40 millones de toneladas de arena de sílice para el desarrollo de Vaca Muerta durante los próximos 10 años”, manifiesta Fernando Cabrera del Observatorio Petrolero Sur.

La advertencia que se viene haciendo sobre éstas arenas desde organizaciones socioambientales, a partir de la experiencia de EE. UU., esta relacionada a los riesgos a la salud. El tamaño de las partículas, que es 2.5 micrones (más chiquitas que un pelo), la hace muy volátil y es fácilmente arrastrada por el viento, ingresando al organismo por vía respiratoria, lo que provoca distintos trastornos, entre los mas nocivos se encuentra la silicosis y el cáncer.

Eso está estudiado y es reconocido por las empresas petroleras, pero como un problema de índole laboral, que ocurre en cualquier planta que maneje este tipo de particulado. La solución que le dan es mojar la arena para que las partículas no vuelen, y proveer a los operarios de mascarillas, como medida de seguridad mínima. Pero ¿qué sucede con los vecinos de Stefenelli que viven alrededor de la planta y que ni siquiera han sido advertidos de éste peligro?

Los antecedentes y estudios científicos que provienen de Norteamérica son taxativos en cuanto a la peligrosidad de las arenas de sílice, en términos de salud en torno a quienes residen en las inmediaciones de los lugares donde se alojan estas arenas (Compendio de Hallazgos Científicos, Médicos y de Medios de Comunicación que Demuestran los Riesgos y Daños del Fracking).

Para prensa: Susana Catalani 2984767778 / Mailen Antipan 2945584249 / Diego Rodil 2984335418


Neuquén: ponen el fracking bajo la lupa

Las explotaciones de Vaca Muerta por métodos no convencionales y sus consecuencias, tema abordado ayer por especialistas latinoamericanos en la UNC. El rol de los dirigentes sindicales fue analizado por uno de los visitantes. Con sentido crítico los instó a comprometerse con las demandas de la sociedad.

“Antifracking”, se declaró el sindicalista Barón Cárdenas / Foto: Yamil Regules

“Si la dirigencia sindical está ensimismada pensando sólo en cómo salvar su suerte particular, gremial, en cómo mantener sus derechos o privilegios puede correr el riesgo de que lo que es fundamental, lo que es trascendental para la vida humana, para la supervivencia de la sociedad pueda quedar rezagado, como son los conceptos de la solidaridad, del buen vivir, del acceso al agua potable, a un ambiente sano, que son categorías que uno naturalmente puede abandonar si tiene cada 15 días en el cajero la consignación de su quincena salarial.”

Esa es la posición política que sostiene Moisés Barón Cárdenas, presidente de Federación Unitaria de Trabajadores Mineros, Energéticos, Metalúrgicos y Químicos, de las Industrias Extractivas, Transportadoras de Colombia.

Ayer participó de las jornadas internacionales “Megaproyecto Vaca Muerta: el fracking y sus consecuencias” que se desarrollaron en la UNC , con la presencia de activistas latinoamericanos.

“Nosotros como trabajadores petroleros frente al resto de trabajadores de nuestra sociedad estamos mucho mejor remunerados y entonces eso puede llevar a una noción de que estamos bien, de que tenemos nuestros problemas mediatos resueltos y que eso nos pueda llevar a una suerte de indiferencia frente al problema del resto de la sociedad y a la comunidad”, enfatiza.

Barón Cárdenas es trabajador de la estatal petrolera EcoPetrol, y se declara anti-fracking. Es operador del área de craqueo catalítico de la refinería más importante de Colombia, en Barrancabermeja.

“En la medida que fuimos viendo cómo la industria impactaba en las regiones, en las comunidades, y esas mismas iban generando reacciones de lucha, era muy difícil que el sindicato no se vinculara del lado que le correspondía estar. Como dirigentes sindicales ya no respondemos a una mera base sindical sino que ahora respondemos a un mandato popular, que nos entregó ese ejercicio de participación democrática de la sociedad y esa es la invitación que hoy queremos hacerle al movimiento sindical mundial y particularmente al sindical ista argentino. Está la necesidad de romper ese chip de que somos de la malla hacia adentro, que somos una elite privilegiada, de que tenemos nuestra suerte presente y futura asegurada”, afirma.

Y agrega: “Las condiciones de nuestros hijos y nietos, la visión intergeneracional está en serio riesgo. Hoy hay una discusión de mayor trascendencia para la sociedad y el movimiento sindical no puede quedar rezagado de ese debate. Tiene la obligación ética, política, moral, de adentrarse en estas reflexiones y de ir adoptando una postura que sea consecuente con el querer y el sentir de las grandes mayorías que están pensando en cambiar el modelo de desarrollo económico”.

Los empresarios contra los bloqueos

La Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH) emitió un comunicado en el que manifestó su preocupación por lo que denominó “la última serie de medidas adoptadas por líderes de las comunidades Kaxipayiñ y Campo Maripe en áreas productivas de Neuquén.”

“Los bloqueos ocasionan retrasos en proyectos clave para el desarrollo de la cuenca Neuquina, con consecuencias negativas no sólo para las empresas productoras, sino también para la actividad económica de la región”, se indicó.

Río Negro


Fernández Oro, el pueblo rionegrino que se rebeló contra el fracking

En la ciudad del Alto Valle iniciaron una exploración de hidrocarburos a pocos metros de sus casas. Los habitantes impulsaron una ordenanza para prohibir la extracción no convencional, pero el gobierno provincial reclama la potestad de esa decisión.

Javier Borelli.- El Alto Valle del Río Negro ya no es solamente la principal área de producción de peras y manzanas del país, ahora también es el epicentro de la resistencia al fracking. El mes pasado, los vecinos de Fernández Oro lograron que su Concejo Deliberante sancionara una ordenanza para suspender la exploración en un pozo ubicado a pocos metros de sus casas y lindero al principal río que alimenta la ciudad, pero saben que el gobierno provincial ya intercedió en otros casos a favor de las petroleras. Desde 2013 son 17 los municipios que se han declarado libres de fracking en la llamada “cola de Vaca Muerta” por el pasivo ambiental que genera la técnica extractiva y las consecuencias sobre la salud de sus habitantes.

“El año pasado nos enteramos por la página de Facebook del Municipio que se había realizado una reunión en el Concejo Deliberante con representantes de YSUR, subsidiaria de YPF en la zona y gran causante de derrames en la ciudad vecina de Allen. En seguida empezamos una campaña para juntar firmas y sacar la ordenanza”, cuenta a Tiempo Diego Jarlip, referente  del grupo de vecinos autoconvocados de Fernández Oro. La ordenanza no llegó a sancionarse en 2016 y las obras empezaron, pero la indignación creció.

“El pozo está a 100 metros de las casas. Se escuchan los ruidos de la exploración y tienen las luces prendidas las 24 horas, lo que atrae la carpocapsa (plaga principal de los árboles frutales que se cultivan en la zona). Encima, está ubicado en la vera del río con el enorme riesgo sobre la contaminación”, añade Jarlip.

“El intendente Mariano Lavin dice que puede haber una convivencia con controles, pero el que debería controlar es el Departamento Provincial de Agua, que responde al Ejecutivo que autorizó la exploración; y la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de Río Negro, a cargo de Dina Migani, que tiene una empresa en Fernández Oro (Quinpe SRL) que provee químicos para la industria petrolera”, precisa.

“Somos una localidad y provincia que tenemos el valle más importante bajo riego artificial y ahora vivimos con incertidumbre por nuestra matriz productiva”, añade Christian Artero, concejal del Frente para la Victoria en Fernández Oro. “Y será una pelea difícil porque desde el Estado Provincial tenemos un gobernador (Alberto Weretilneck) que financió su campaña política con la  renegociación de los contratos petroleros”, explica el hombre que es quinta generación de productores frutícolas en la zona y convive hoy en día con un pozo a 300 metros de su hogar. Su  gestión fue una de las que posibilitó que este año la ordenanza no vuelva a frustrarse.

 El fracking y sus consecuencias

“El sistema de fractura hidráulica consiste en inyectar agua a alta presión para romper la caliza a más de 3000 metros de profundidad. El 80% del agua luego se recupera y vuelve a la superficie con metales pesados y sales. El tema es sanear esa agua y hasta el momento no hay bibliografía que demuestre que el 100% de esa agua se pueda sanear”, señala Víctor de Petris, licenciado en Saneamiento y Protección Ambiental.

El riesgo no parece muy lejano: cada uno de estos pozos usa hasta 30 millones de litros de agua y, en octubre del año pasado, un derrame de 240 mil litros en Allen (ubicado a 9 km de distancia) causó la muerte de animales, árboles frutales y hubo hectáreas de tierra dañada.

“Los derrames de efluentes con metales pesados también pueden afectar a la población”, advierte De Petris. “No se ven en el momento, pero provoca mutación en los genes que recién percibirán las nuevas generaciones y también tiene consecuencias cancerígenas”, advierte. En su informe sobre externalidades del Megaproyecto Vaca Muerta, el Observatorio Petrolero Sur (OPSur) menciona un informe de 2016 de la Agencia de Protección Ambiental de EE UU, país en el que el método de fracking tiene ya una más larga trayectoria.

Allí mencionan que “se han constatado casos de cáncer, problemas respiratorios, daños cerebrales, desórdenes neurológicos, hipersensibilidad a químicos, debido principalmente a la contaminación del agua y del aire. El mismo estudio confirmó que en la localidad tejana de Dish, rodeada de pozos, el 61 % de las enfermedades registradas estaban asociadas a los contaminantes empleados por el fracking.”

Tras el derrame en Allen, explica Jarlip, Ysur decidió tratar de borrar su nombre de la exploración en Fernández Oro para evitar el marketing negativo. “Contrató a Mirasal como prestadora de servicios y, justamente, esa empresa resultó la principal aportante de dinero para la fiesta del aniversario de Fernández Oro, el 19 de mayo pasado”, recuerda. “Mientras ellos se ufanaban por auspiciar el festejo, nosotros aprovechábamos los eventos para juntar firmas contra el fracking”, cuenta con sorna.

La herida abierta de Allen

Lo sucedido en Allen está en la memoria de todos porque, además, fue la ciudad donde se expresó más claramente la puja de intereses. En 2013, tras masivas movilizaciones de los y las vecinas, se aprobó una ordenanza que prohibía el fracking en el éjido municipal. El Ejecutivo provincial presentó un recurso ante el Superior Tribunal de Justicia y este la declaró inconstitucional, alegando que el dominio sobre los hidrocarburos es de potestad de la provincia.

Entonces volvieron con todo. Según releva OPSur, en la Estación Fernández Oro (EFO), como se denomina a la zona que incluye tanto a la ciudad homónima como a Allen, se concentra casi la mitad de la producción de gas de la provincia de Río Negro. En 2013 había 60 pozos perforados en busca de tight gas, 131 en 2014, 230 en 2015 y se calcula que a fines del año pasado ya había más de 300.

“Lo que está pasando es que se abren sectores y áreas que hoy se pueden explotar y antes no. Y esto está vinculado con Vaca Muerta y la caída del precio internacional del petróleo”, comenta a Tiempo Fernando Cabrera de OPSur. “Entonces los equipos que vinieron para hacer no convencionales o fractura hidráulica revén la lógica de negocio y enfocan ya no en shale oil, sino en tight gas, que viene de otras capas geológicas de más fácil exploración y en donde el cálculo costo-beneficio les da mejores resultados”, añade.

“El caballito de batalla de quienes promueven este desarrollo es que esto traerá beneficios económicos para la región, generando empleo en un momento de crisis frutícola”, contextualiza Artero, el concejal del FpV en Fernández Oro. “Pero es mentira, porque en la Patagonia está lleno de petroleros sin trabajo. Entonces no van a contratar gente de mi pueblo. Acá no tributan impuestos ni compran un clavo y el cálculo prejuicios vs beneficios es muy claro”. «

Una amenaza nuclear

“En el verano hubo sequía, los ríos estaban bajos y teníamos problemas de la contaminación por efluentes. Salimos de eso y vino el fracking y ahora la energía atómica”, resume Víctor de Petris, vecino de Fernández Oro y licenciado en Saneamiento y Protección Ambiental. Se refiere al anunció que realizó el presidente de la Nación, Mauricio Macri, durante su último viaje a China en mayo pasado. Allí, junto al gobernador de Río Negro Alberto Weretilneck, firmó un acuerdo para que el gigante asiático se haga cargo de la construcción de una nueva planta nuclear en la provincia. El hecho despertó la alerta en sus habitantes.

Historia de una resistencia inspirada en Fidel Castro

En el principio de todo está Fidel. Según reconstruye el Observatorio Petrolero Sur (OPSur), el primer municipio en prohibir el fracking fue Cinco Saltos, en Neuquén, en 2012. José Pincho Chandía, militante del Partido Comunista de Cinco Saltos, leyó un artículo de Fidel Castro donde el líder revolucionario caracterizaba a las nuevas técnicas de extracción de hidrocarburos en Estados Unidos como “la marcha hacia el abismo” y decidió intervenir.

El barbudo cubano decía que “el legado de la naturaleza, generado en cientos de miles de millones de años, es desperdiciado en menos de dos siglos” y su inspiración llevó a la ordenanza. Esa idea comenzó a regarse por todo el país y distintas comunas se organizaron en asambleas de vecinos y junto a organizaciones sociales, ambientales y partidos políticos siguieron su ejemplo.

Allen, en Río Negro, fue una de ellas. Sin embargo allí se encontraron con la resistencia del gobernador Alberto Weretilneck, que apeló al Superior Tribunal de Justicia de la provincia y este la declaró inconstitucional. Tal como recogen Martín Álvarez y Felipe Gutiérrez, de OPSur, “si bien este hecho sentó un precedente, desde los municipios se sigue reclamando su potestad para legislar garantizando el derecho al acceso y goce de la población de un ambiente sano invocando el artículo 41 de la Constitución Nacional”.

Diego Jarlip, uno de los vecinos promotores de la Ordenanza en Fernández Oro, no se da por vencido con ese antecedente. “En estas provincias se vive un sistema casi feudal o caudillista. Entonces nosotros nos declaramos libres de fracking sabiendo que el gobernador va a presentar un recurso al Supremo Tribunal de Justicia diciendo que el suelo es su potestad. Entonces seguiremos con órdenes restrictivas: prohibimos exploración a menos de 5 metros del ejido, pedimos que no esté la luz prendida todo el tiempo por la carpocapsa, que no circulen materiales radioactivos por la ciudad, etc”. Los vecinos tienen su historia y toda la vida para insistir. Es su pueblo el que está en juego.

Tiempo Argentino


Extractivismo y mujeres en América Latina

El presente documento se entrega con la intención de visibilizar la labor que realizan las mujeres en la protección y la defensa de la naturaleza, y advertir sobre tendencias preocupantes en la región que las ponen en mayor riesgo. En un primer momento ofrece un panorama actual del modelo extractivo, luego hace énfasis en las principales vulneraciones a los derechos de las mujeres y finaliza con las propuestas de defensa del territorio desde las mujeres, resaltando la diversidad de enfoques, formas organizativas y repertorios de acción.

Descarga y comparte esta publicación AQUÍ

Fondo de Acción Urgente


Mendoza: Empresaria irrumpe con matones armados en campo comunitario

Ocurrió en la localidad de Lavalle, en el campo de La Estación, donde cerca de 30 familias campesinas organizadas en la Asociación Campesina de Cuyo viven desde hace mas de 40 años. La empresaria ingresó violentando y amenazando campesinos y trabajadores.

Este lunes 29 de mayo, aproximadamente a las 17.30, irrumpió violentamente un grupo de aproximadamente 9 personas, dos de ellas armadas. Entre ellas se encontraba una señora que se presentó como Rodríguez Peña y aseguró ser dueña del campo. Entre los presentes había un hombre que dijo ser escribano y una mujer abogada.
El grupo abrió la tranquera por la fuerza y descargó una casilla en la entrada al campo, además de apuntar con armas de fuego a dos trabajadores que estaban en el campo realizando tareas para la asociación en una maquina cargadora y un camión.
Estas personas pintaron con aerosoles de colores los postes y la tranquera de la comunidad en clara señal intimidatoria. En tanto, la policía no actuó al afirmar que esperaba órdenes de la fiscalía.
La comunidad tiene documentada su posesión y convenios con el departamento General de Irrigación, además de estar enmarcada en un programa de titulación y arraigo que involucra al gobierno nacional y provincial. Además han identificado los límites del campo, abriendo las picadas cortafuegos y delimitando claramente su posesión.
Cabe señalar que el 9 de mayo pasado se realizó el edicto de la mensura comunitaria en el que de manera pública se presentaron todos los colindantes y los titulares involucrados. Ese día, la señora Rodríguez Peña no se presentó a pesar de estar publicados en el Boletín Oficial.

Integrantes de la Comunidad realizaron la denuncia por lo sucedido en la Fiscalía 6 de Las Heras, tras 4 horas de espera. Sin embargo, aún no recibieron respuesta. La situación continúa siendo compleja porque los matones están apostados en la entrada al campo. Es por esto que desde la Comunidad exigen la urgente intervención de la Justicia, que se requisen las armas, y se retire la casilla que fue introducida violentamente así como los matones.

Contactos: 0261-503-5204 / 261-561-5062


Las venas vacías de América Latina

Compartimos el último número de Voces en el Fénix, dedicado al abordaje desde diversas perspectivas en torno  alas actividades extractivistas en la región

Click en la imagen para ver/descargar

Respeto a la naturaleza, condición para sobrevivir

Editorial Voces en el Fénix N°60

Por: Abraham Leonardo Gak

El hombre, desde sus orígenes, ha intervenido y modificado la naturaleza para satisfacer sus necesidades de alimento, abrigo y esparcimiento. En la antigüedad, la demanda y la utilización de los recursos naturalesno era exagerada gracias al menor número de habitantes que albergaba el planeta. Pero, con el correr de los tiempos y debido al desarrollo de la humanidad,se produjeron modificaciones sustantivas que trajeron aparejado el aumento exponencial de la producción para hacer frente a la demanda de un número creciente de individuos.

Como consecuencia de este aumento poblacional, y con el fin de alcanzar una mayor equidad en el acceso a los bienes y servicios, se ha generado un modo de explotación de la naturaleza que conlleva unas consecuencias catastróficas para el medioambiente y para todos sus componentes. Continuar con este modelo explotador implica un riesgo para el futuro cercano, ya que la ambición desmedida de los hombres no respeta la capacidad y el tiempo de reproducción que necesita la naturaleza para no ser destruida.

Estas agresiones tienen varias expresiones, entre ellas, el agotamiento de la explotación de la tierra; la aplicación ilimitada e inescrupulosa de tecnologíasy de recursos científicos en el tratamiento de la producción agraria; la sustitución de bienes que requieren decenas de años para reproducirse por monocultivos que dañan la tierra; la extracción de recursos naturales sin preocuparse por el desastre ecológico resultante. En resumen, la destrucción de todo lo que habita el planeta.

En las últimas décadas se ha desarrollado y se ha extendido un pensamiento críticocon respecto a los principios morales y la lógica del sistema económico vigente en el mundo, que llamamos capitalista, que es el marco dentro del cual se lleva a cabo este proceso de destrucción de la naturaleza sin límite ni razonabilidad.

Es indispensable la construcción de nuevo sistema económico, político y social que, por un lado, asegure la provisión de los bienes y servicios necesarios para la supervivencia y que garantice la equidad entre todos los habitantes del mundo, y que, por otro lado, detenga y regule los consumos indiscriminados e innecesarios de los bienes comunes que nos brinda la naturaleza para preservar la vida del planeta.

Cabe mencionar que las problemáticas ambientales no afectan solamente a nuestro país, sino a toda la región; es por ello que es necesario coordinar una tarea en defensa del medioambiente que incluya la elaboración de legislaciones comunes y la planificación de acciones solidarias que conviertan en realidad nuestra condición de países hermanos.

Ver/Descargar la revista


9/06 | Santa Rosa: Jornada Nacional del centro del país en contra del extractivismo

JORNADA NACIONAL DEL CENTRO DEL PAÍS EN CONTRA DEL EXTRACTIVISMO

SALÓN LA USINA DE LA CPE

1 DE MAYO Y RAÚL B. DÍAZ

SANTA ROSA, LA PAMPA

9 DE JUNIO 2017

9:00 a 9:30 HS APERTURA A CARGO DE CARLOS ORTELLADO (Secretario de Prensa SITRASAP, Secretario Salud Socio Ambiental de FESPROSA, Integrante del Colectivo Sanitario La Pampa).

DR. JORGE YABKOWSKI (Presidente de FESPROSA, integrante del Colectivo Sanitario Andrés Carrasco): “El Extractivismo en Argentina y América Latina, su Impacto Político y Social, Resistencia y Alternativas”.

9:30 a 10:30 HS, 1er BLOQUE: PETROLEO

HERNÁN SCANDIZZO (periodista e investigador del Observatorio Petrolero Sur): “Vaca Muerta, Fracking y transformaciones del territorio”.

10:30 a 11:00 HS Preguntas

11:00 a 11:30 HS Refrigerio y Conferencia de Prensa.

11:30 a 12:30 HS 2do BLOQUE: MINERIA

SERGIO MARTÍNEZ Y GRISELDA IGNES, integrantes de la “Asamblea El Algarrobo de Andalgalá” (Catamarca).

ANA GLORIA GONZÁLEZ Y OMAR QUINTEROS, integrantes de “Famatina no se toca” (La Rioja).

SAÚL ZEBALLOS Y DOMINGO JOFRE, integrantes de “Asamblea Jáchal no se toca”: “Problemáticas Mineras de la Región”

12:30 a 13:00 HS Preguntas

13:00 a 14:00 HS Almuerzo y Actividades Culturales

14:00 a 15:30 HS 3er BLOQUE: AGRONEGOCIOS

MEDARDO ÁVILA VÁZQUEZ (Red de Médicos de Pueblos Fumigados) Córdoba.

ARIEL GÓMEZ (Secretario UTS) Córdoba.

Ley de Bosques”

FERNANDO CAVALEIRO (Organización No Gubernamental Naturaleza de derechos de la argentina) Buenos Aires.

COLECTIVO SANITARIO LA PAMPA.

15:30 a 16:00 HS PREGUNTAS

16:00 CIERRE DE LA JORNADA CON LAS ORGANIZACIONES AUSPICIANTES

FUNDACIÓN CHADILEUVÚ

UNIVERSIDAD NACIONAL DE LA PAMPA

COOPERATIVA POPULAR DE ELECTRICIDAD DE SANTA ROSA (CPE)