Archivo de la etiqueta: Impactos socio-ambientales

OPSur realizó curso “El extractivismo petrolero y las energías extremas” en Catriel

Ochenta y cinco compañeras y compañeros de Catriel participan de la Jornada de formación pedagógica – sindical: “El extractivismo petrolero y las energías extremas”, dictado a cargo de investigadores y coordinador del Observatorio Petroleo Sur.

En la apertura de la actividad que se desarrollará durante la jornada del 16 de agosto estuvo Claudia Gorri, Secretaria Adjunta y Julio Oliva, Secretario General de la Seccional. El curso es una de las propuestas de la Escuela Rodolfo Walsh de UnTER y es coordinado por Claudia Vecchiarto, Secretaria de Educación del Consejo Directivo Central de UnTER.

Gral. Roca – Fiske Menuco, 16 de agosto de 2017

María Inés Hernández, Secretaria de Prensa, Comunicación y Cultura

UnTER


Que no te confundan: el fracking no se puede regular

Pese a la evidencia existente en Estados Unidos y otros países sobre los impactos negativos e inevitables del uso de fractura hidráulica (fracking) para la extracción de hidrocarburos no convencionales (como aquellos que se encuentran en rocas de lutitas bituminosas o en arenas compactas), el gobierno sigue promoviéndola en México.

Aroa de la Fuente López, Investigadora del Programa Territorio, Derechos y Desarrollo en Fundar.- En su discurso, las autoridades públicas nos dicen que, bien regulada, se evitarán los daños de esta técnica sobre las poblaciones, el ambiente y el clima y, se promoverá un uso “responsable”. Con este argumento en mente, la Agencia de Seguridad Industrial y Protección al Ambiente (ASEA) publicó en marzo de este año los lineamientos en materia de seguridad industrial, seguridad operativa y protección al ambiente para proyectos de gas y petróleo no convencionales. Mientras que están en trámite de aprobación los lineamientos de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) sobre uso de agua para este fin.

Sin embargo, la realidad es muy diferente ya que el fracking no puede ser regulado. Como señalan Eduardo D’Elia y Roberto Ochandio, ingenieros petroleros con larga experiencia en este sector, se trata de una técnica experimental. Lo que significa que, a pesar del monitoreo en superficie para controlar la evolución de las fracturas, no se puede evitar que alcancen zonas porosas y permeables, por fuera de la formación a fracturar.

De esta manera, los fluidos utilizados, altamente tóxicos, junto con hidrocarburos de formación y otras sustancias presentes en el subsuelo, incluyendo metales pesados y elementos radioactivos, se escapan y llegan a los acuíferos, la superficie e, incluso, la atmósfera.

Su carácter experimental también implica que no se puede evitar la comunicación de las tremendas presiones a través de cañerías o cementaciones, las cuales se fisuran y rompen, lo que supone otra fuente inevitable de contaminación.

Por su parte, la revisión realizada en 2015 por las asociaciones Concerned Health Porfessionals de Nueva York y Physicians for Social Responsability de los estudios realizados por la industria, así como de análisis independientes, indica que, con los materiales y la tecnología que están disponibles en este momento, no pueden evitarse los problemas de ingeniería inherentes a este método; los cuales incluyen sismos antropogénicos, fugas de metano y deterioro del revestimiento y la cementación de pozos.

Asimismo, su examen de la literatura médica y de salud pública avalada por expertos y expertas no encontró pruebas de que la fractura hidráulica pueda llevarse a cabo de forma que no amenace la salud humana. Con base en esta evidencia, ese mismo año el estado de Nueva York prohibió el fracking en su territorio, con el objetivo de proteger la salud de la población, el agua y el ambiente.

“Su carácter experimental también implica que no se puede evitar la comunicación de las tremendas presiones a través de cañerías o cementaciones, las cuales se fisuran y rompen, lo que supone otra fuente inevitable de contaminación”.

Para entender qué significa esto en la práctica y cuáles están siendo las consecuencias del fracking en Estados Unidos, país donde esta técnica está sujeta a diferentes tipos de regulación, bastan algunos de los datos incluidos en el informe de 2015 de Food & Water Watch“Por qué es urgente prohibir el fracking”. En cuanto a la contaminación del agua, solo en Colorado se han reportado alrededor de 2,500 fugas desde principios de 2010, de las cuales 6% contaminaron aguas superficiales y 17% aguas subterráneas.

Mientras que en Dakota del Norte, la industria del petróleo y el gas también informó en 2011 de más de mil derrames. Ello pone en peligro las fuentes de agua para consumo humano y su uso en otro tipo de actividades, como la agricultura. De esta manera, el fracking vulnera el derecho humano al agua y a la alimentación.

Asimismo, esta técnica supone la emisión al aire de contaminantes peligrosos que incluyen dióxidos de nitrógeno, monóxido de carbono, partículas y compuestos orgánicos volátiles (COV), tales como los hidrocarburos benceno, tolueno, etilbenceno y xilenos (BTEX), y diversos hidrocarburos aromáticos policíclicos (HAP), los cuales tienen serias implicaciones para la salud.

Por su parte, los residuos sólidos producidos por la técnica pueden dar lugar a la obstrucción de rellenos sanitarios y a derrames de lixiviados (líquidos producidos por la descomposición de la basura o por lavado de la misma por las aguas de lluvia) con diferentes contaminantes, entre ellos materiales radiactivos. Debido a que la vida media del radio 226 es de 1600 años, este tipo de derrames contaminan el suelo circundante y las cuencas hidrográficas durante siglos. Todo ello, amenaza el derecho a la salud de las poblaciones presentes y futuras, así como el de vivir en un medio ambiente sano. Derechos todos ellos que el Estado mexicano debe garantizar.

Por todas estas razones, varias organizaciones y colectivos han levantado su voz para denunciar los intentos de regulación de esta técnica en México, dada la imposibilidad de que, a través de la misma, se puedan evitar los daños y poner en peligro la vida. Por su parte, la Alianza Mexicana contra el Fracking publicó un comunicado en que señala que los lineamientos de ASEA y Conagua son “inefectivos para evitar los impactos irreversibles y daños irreparables a causa del fracking, jurídicamente débiles e inoperables”.

Mientras que desde otros frentes se está promoviendo una petición para demandar que no se autorice el uso de agua para este fin en el país. Todas estas acciones tienen como común denominador la exigencia de que el fracking sea prohibido en México, como única vía para evitar sus afectaciones negativas, tal como lo han hecho ya Francia, Bulgaria e Irlanda, entre otros países.

Desde este espacio y por las razones expuestas, respaldamos esta exigencia y les invitamos a sumarse a la misma. La defensa de los derechos humanos y el ambiente es algo que nos atañe a todas y todos y solo de manera colectiva lograremos dar los pasos que para ello se requiere.

*Este contenido representa la opinión del autor y no necesariamente la de HuffPost México.

También te puede interesar:

– Comunidades resienten los primeros efectos del ‘fracking’ en México

– El fracking se expande “a ciegas” por América Latina con el apoyo de Estados Unidos

– Gas e internet, potenciales armas de Trump contra México

Huffington Post


16/08 | Catriel: “Extractivismo petrolero y energías extremas”

.

Catriel, 16 de agosto de 2017. Jornada de formación pedagógica – sindical, destinada a docentes de todos los niveles afiliadas y afiliados a UnTER. Declarada de Interés Educativo Provincial por Resolución 2191/17. Duración 18 horas cátedra. Modalidad presencial. Dictado a cargo de investigadores y coordinador del Observatorio Petroleo Sur.

Catriel: Programa (ver en pdf)

Inscripción y dictado

  • Seccional UnTERFormosa 557, Catriel

Horario

  • 8:30 a 12:30 y de 14:00 a 18:00.

Responsables del dictado 

Contenidos

  • Módulo I: La acumulación por desposesión como mecanismo actual y permanente. El extractivismo en la Argentina y la acumulación del capital desde la Patagonia. Las energías y las infraextructuras extremas, un nuevo proceso de acumulación por desposesión.
  • Módulo II: La matriz energética nacional y sus impactos en la historia. La expropiación parcial de YPF como motor de la expansión de los hidrocarburos no convencionales. Vaca Muerta y la caída del precio internacional del barril y relentización.
  • Módulo III: El megaproyecto Vaca Muerta y las nuevas conflictividades. Ciudades, comunidades indígenas, zonas frutihortícolas e hidrocarburos.

 Organiza


Extreme. The New Frontiers of Energy Extractivism in Latin America

We want to bring you the “Extreme newsletter: New frontiers of energy extractivism in Latin America”, which gathers articles published between September and December 2016 on the website of Oilwatch Latin America. It tries to put into dialogue different approaches to extreme energy, to contribute to critiques of fossil civilization and to reaffirm the urgency of building alternatives.

We hope the work lives up to these goals.

Contents.

What do we Understand by Extreme Energy?  4.

Anihilating Space Through Time  10.

Biotechnology in the Service of Extractivism  20.

Blowing up the Ocean  26.

Pre-salt: Extreme Energy from the Entrails of the Earth  34.

An Iceberg Called “Vaca Muerta”  44.

Colombia: “Heavies” Expand the Extractive Frontier  54.

Violence as a Model  64.

Extreme Orinoco: The Oil Belt and the Mining Arc, High Risk Extractivism  74.

Coal 2.0: Another Chapter in the Latin American Unconventional Plot  82.

[Download]


Descargá los materiales del seminario web “Vaca Muerta”

Si tuviste la oportunidad de participar, esperamos que los temas presentados hayan sido de tu interés.  Si no pudiste participar, o si te interesa tener la información, aqui encontrarás la grabación y las presentaciones del seminario.
 
Si aún no conoces a la Alianza Latinoamericana Frente al Fracking, nos gustaría presentarnos: somos una red de organizaciones latinoamericanas de la sociedad civil que coordina acciones para lograr una América Latina libre de fracking. Te invitamos también a conocer más y a acceder al Informe Regional Última Frontera.


En China o Argentina la central nuclear contamina

Frente a la decisión del gobierno de la Nación y de Río Negro de instalar una central nuclear en la costa rionegrina queremos manifestar nuestra total oposición por las siguientes razones:

La generación de electricidad a través de la energía nuclear es contaminante en el momento de la extracción del uranio que alimenta el reactor y en el momento de la disposición final de los residuos generados por la misma central. Contamina y hace un uso desmesurado del agua dulce en la minería de uranio, que a su vez provoca zonas de sacrificio en el territorio, perjudicando a las comunidades originarias y a toda la población rural.

Es peligrosa en el transporte de los minerales y del uranio enriquecido desde las plantas de tratamiento hasta el reactor y en caso de accidente o fallas de la seguridad. Los accidentes nucleares de Chernobyl y Fukushima son dos ejemplos en dónde la industria nuclear no tiene respuestas eficientes y confiables para reparar una situación de ese tipo llegado el caso.

Es costosa comparada con otras energías alternativas de menor impacto ya que por ejemplo en el caso de los parques eólicos, éstos, tienen un cuarto del valor de una central nuclear y generan la misma cantidad de energía. Además los generadores eólicos pueden construirse mucho más rápidamente que una central núcleo eléctrica. Teniendo en cuenta la supuesta urgencia en ofertar energía eléctrica no se justifica construir centrales nucleares que estarán operativas dentro de diez años.

No es sustentable ya que se alimenta de minerales que se estiman que tienen unas décadas más de duración. También genera un gasto al infinito en la administración de los residuos que genera.

No es ética ya que la industria nuclear propone aprovechar la energía producida en esta generación y hacerse cargo del pasivo ambiental a todas las generaciones subsiguientes. Por que el acuerdo se hizo sin respetar la consulta libre, previa e informada a las comunidades originarias, y sin respetar la consulta popular por medio de un plebiscito en la provincia.

Promueve un modelo de desarrollo extractivista que alimenta la voracidad de los mercados y no la continuidad de los sistemas sostenedores de la vida en el planeta.

La preocupación por la construcción de un corredor bioceánico de cargas a medida de China que recorrerá la ruta 23 pasando por el Parque Nacional Nahuel Huapi y Villa La Angostura con el transporte de cargas radioactivas como ya ocurre al día de hoy.

La forma en que se decidió es la continuidad de la manera autoritaria con la que la industria nuclear se fue instalando en nuestra provincia. Tanto el INVAP, como la planta de enriquecimiento de uranio de Pilcaniyeu y el reactor RA6 fueron construidos he inaugurados durante la dictadura de 1976 con fines militares y de manera inconsulta. Debemos terminar con esta forma en la toma de decisiones y pasar a una consulta popular lo más amplia y democrática posible a través de un plebiscito en todo Río Negro.

Por todo lo dicho exigimos a los gobiernos el retiro del proyecto de la central nuclear, EN LA PATAGONIA, NO.

Desde la cordillera el día 9 de agosto nos movilizamos, expresamos No a la planta nuclear y exigimos la aparición con vida de Santiago Maldonado Ya! -En Bariloche: Miércoles a las 18hs. Centro Cívico. -El Bolsón: Miércoles a las 18hs. Plaza Pagano (en el lugar de los murales)

Aquellxs que quieran adherir mandar mail a: ecologistaspiuke@gmail.com

Sociedad Ecológica Regional (El Bolsón) Biblioteca Popular Osvaldo Bayer (Villa La Angostura) Piuké (Bariloche)

Contacto de Prensa: Sergio Vazquez (0294)154 969 491 // Lucho (0294)154 682 972


“Le pido, señor juez, que vea lo que se está viviendo en el barrio”

Este lunes en Tribunales Federales se llevó a cabo la histórica audiencia en la que lxs vecinxs de zona Sur ofrecieron sus testimonios sobre las enfermedades y riesgos que está generando la planta de etanol de Porta Hnos. en el barrio San Antonio. En dos semanas Vaca Narvaja tomaría una decisión. 

Por Cobertura colaborativa FUERA PORTA

Córdoba- La fecha fue el lunes 7 de agosto. Al marcar las diez y media de la mañana, el juez federal Miguel Hugo Vaca Narvaja dio inicio a una inédita audiencia de conciliación, abierta al público, por un caso de contaminación en Córdoba. Fue a partir de un amparo ambiental presentado por vecinxs de la zona sur de la ciudad de Córdoba contra el Ministerio de Energía y Minería de la Nación y la empresa Porta Hnos. como co-demanda, debido al funcionamiento de una planta de (bio)etanol sin las habilitaciones requeridas por las leyes vigentes.

Durante más de dos horas en la sala de Tribunales Federales se escucharon los testimonios de 15 vecinxs, todos ellxs amparistas, quienes relataron las consecuencias que están sufriendo en los últimos cinco años a raíz de la planta. Tanto la empresa Porta Hnos. como el Estado nacional no se presentaron a la audiencia. “Porta viene hace mucho tiempo evadiendo la Justicia y su ausencia en esta audiencia es una prueba más”, afirmó Carlos González Quintana, abogado de lxs amparistas.

Cabe destacar que en los días previos a la audiencia Porta Hnos. emprendió, sin éxito, tres recursos para impedir que la misma se concrete. Primero, cuestionando e impugnando que la audiencia sea de carácter público e informativo, y luego con una nueva recusación pidiendo que el Juez sea apartado de la causa, lo cual también fue rechazado por la Cámara Federal de Apelaciones.

Durante toda la jornada, afuera de Tribunales, hubo una concentración, un escenario con diversas intervenciones artísticas y una trasmisión radial que dio la palabra a organizaciones socio-ambientales que se acercaron a apoyar a lxs vecinxs, entre otras actividades.

El barrio, antes y después

Varixs de lxs vecinxs relataron en sus testimonios cómo cambió el barrio y su calidad de vida desde que la empresa comenzó a expandirse y producir etanol en la zona. “Era un ambiente más parecido al campo que a la ciudad, con aire puro”, recordó Gustavo Abbona, quien hoy vive a 200 metros de la fábrica. “Era un lugar bellísimo, tranquilo. Había árboles y pájaros. Ahí esperaba que mis hijos crecieran sanos”, expresó Silvia Cruz, otra de las vecinas, y agregó que a partir de 1995, que fue cuando se instaló Porta, comenzaron a crecer los silos.

Los mayores problemas comenzaron, según destacaron lxs vecinxs durante la audiencia, a partir del año 2012, cuando la fábrica empezó a producir etanol y poco a poco se fue expandiendo, pasando de ocupar de una a seis manzanas. Luis Molina, quien vive a 50 metros del sector de la fábrica donde se produce el químico a base de maíz transgénico, ratificó en sus declaraciones que la construcción de ese sector de la planta comenzó alrededor de noviembre de 2011. A su vez, señaló que la etapa de producción fue entre marzo y abril de 2012, justamente la época en que se produjo una explosión que varixs vecinxs rememoraron en sus testimonios.

“Con la producción de bioetanol de Porta vivimos una calidad de vida inferior, y con una sensación de inseguridad constante por el riesgo de explosión e incendio de la planta. Y nos enteramos de una enfermedad nueva todos los días”, expresó el vecino Santiago Palermo ante el juez. “Ha habido escapes de gas, incendios y la fábrica apaga las sirenas. Lo de Alta Córdoba es una muestra gratis de lo que puede ocurrir en nuestro barrio”, dijo por su parte María Celeste Novarese refiriéndose a la explosión de la química Raponi en 2014.

Enfermxs y encerradxs

En el transcurso de la audiencia, lxs vecinxs puntualizaron los síntomas y dolencias que padecen. “A medida que fui creciendo, los olores a vinagre y alcohol fueron aumentando. Después, empecé a sentir los síntomas. Por la noche, me resultaba difícil dormir, no podía dormir acostada”, señaló la joven estudiante Florencia Sánchez. “Finalmente, me operaron y me dijeron que tendría rinitis crónica. Los únicos responsables de esta rinitis son los vapores de Porta, que es el aire que respiro todos los días”.

Entre los testimonios, se mencionaron tres casos de púrpura en niñxs que viven cerca de la fábrica. “En Ituzaingó están expuestos a agrotóxicos, igual que nosotros. ¿Y saben cuál es la primera enfermedad del ranking? El púrpura”, relató Gabriela Aguilar.

También, lxs vecinxs relataron distintos problemas oculares. Entre ellos, la calcificación de residuos por debajo de sus párpados y la generación de quistes. Uno de los tratamientos médicos que tuvieron que padecer ante ello fue la utilización de dos pinzas para abrir el párpado y raspar los residuos.

Rosa Acuña vive desde hace 50 años en el barrio: “Jamás se habló de alguna malformación. Y ahora desde 2012, la situación es alarmante”. A lo largo del último año, se detectaron tres casos de bebes con malformaciones; Olivia, una de ellas, falleció. Tenía tres meses de edad.

“Siento que somos ratoncitos de laboratorio y que Porta experimenta con nosotros”, expresó María Rosa Vigñolo ante las distintas enfermedades que están aumentando entre lxs habitantes de San Antonio.

En cuanto a las respuestas que obtuvieron por parte de la empresa, Carmen Medina relató: “Porta me citó y me dijo que ellos no se iban a ir. Y que los vecinos iban a tener que aprender a convivir con la empresa”. En tanto, Cristian Sánchez expresó que al llevarles su preocupación por las enfermedades “José Porta, con una sonrisa, nos decía: ‘ustedes están sugestionados’”.

Muchos se refirieron también a la manera en que la fábrica y sus consecuencias han impactado en sus formas de vida. Algunxs de sus hijxs y nietxs, por ejemplo, han tenido que mudarse a otra zona de la ciudad. “El patio de mi casa está a 40 metros de los silos donde trabajan con el maíz, y el ruido que se escucha es como turbinas. Parece como si viviera al lado de un aeropuerto”, contó Carmen. “El olor que empezó a emanar hacen que hasta el día hoy vivamos encerrados. Ya no tomamos mate en el patio y mi familia me visita muy poco”, dijo Silvia.

Erradicación y abandono del Estado

El mensaje que repitieron lxs vecinxs durante la audiencia fue la exigencia de que la planta sea erradicada del barrio. “El médico me dijo que me vaya del barrio. Pero yo no me voy a ir. Total, ya estoy afectada. Y voy a luchar. No voy a bajar los brazos. No hay derecho que una empresa con poder político y económico venga a tirarme toda la mugre encima. Le pido señor juez que usted, con su poder, mande gente al barrio, investigue, vea lo que se está viviendo”, dijo Carmen Medina. “Yo no estoy en contra de la empresa y de los puestos de trabajo, pero tiene que estar en otro lado”, continuó. Silvia, por su parte, remarcó: “El barrio estaba antes que Porta. Yo no me quiero ir pero tengo miedo por mis hijos”.

Al concluir los testimonios, el abogado de lxs amparistas Carlos González Quintana destacó que lxs vecinxs son afectados ambientales y que el objeto central de este amparo es exigir el cese de la actividad de la empresa para evitar que continué el daño ambiental, y en función del Principio Precautorio garantizado por la Ley General de Ambiente. Además, expresó que la empresa lleva alrededor de cinco años funcionando sin licencia ambiental, ya que solo cuenta con un aviso de proyecto y no cumple con lo exigido por la normativa vigente.

A pesar de la realización de dos relevamientos sanitarios (2014 y 2016) que indican datos alarmantes sobre la cantidad de enfermedades en la zona, y de que distintas instituciones, incluyendo a dependencias de la Universidad Nacional de Córdoba, han manifestado su preocupación por la situación que se vive en San Antonio, el Estado en sus diferentes niveles aún no ha dado respuestas a lxs vecinxs, quienes en distintas ocasiones de la audiencia subrayaron que se sienten abandonados por el mismo.

En ese sentido, el miembro del Ministerio Público de Defensa José Belisle -quien representa a lxs menores de edad en la causa-, cuestionó la ausencia de la empresa y sus abogados pero destacó que lo verdaderamente preocupante era la ausencia del Ministerio de Energía y Minería de la Nación, que debía presentarse en esta instancia como parte de la causa: “Esta audiencia se postergó para que ellos pudieran estar (…). Justamente en los testimonios todos hablaron de la ausencia del Estado y hoy esto se grafica con su ausencia en esta audiencia”. A la vez, Belisle propuso a una audiencia específica para escuchar el testimonio de lxs niñxs, al considerar que sus derechos se estarían viendo vulnerados.

La fiscal federal Graciela López de Filoñuk, quien fue la última en tomar la palabra antes de finalizar, expresó que el proceso de la audiencia realizada cumplió con los requisitos legales previstos. A la vez, afirmó: “Lo esencial es realizar una pericia, en la que las partes también nombren peritos de control, para determinar si la empresa contamina o no. Si estas pericias determinan que contamina, sea con bioetanol o con otra producción, se debe cesar la actividad. Usted como juez tiene la obligación de hacer cesar los efectos porque contaminar es delinquir”.

A partir de todo lo escuchado en la audiencia, Vaca Narvaja decidiría en dos semanas cómo continuará el proceso.

El apoyo fuera de Tribunales

Mientras lxs vecinxs declaraban en la audiencia, afuera de Tribunales se realizaron intervenciones artísticas y musicales, serigrafía, una olla popular con alimentos orgánicos y una concentración en apoyo. Pasadas las 14:30 hs., distintos medios alternativos comunitarios y populares emprendieron una trasmisión especial de radio, en la que se compartió tanto la historización de la lucha de San Antonio como también distintas resistencias socioambientales de la zona sur y la provincia de Córdoba. En ese marco, tuvieron la palabra el Grupo Madres de barrio Ituzaingó Anexo, Malvinas Lucha por la Vida, Mujeres en Marcha y Vecinos Autoconvocados de Santa Ana. El escenario se cargó de emotividad cuando lxs Vecinxs Unidxs en Defensa de un Ambiente Seguro (V.U.D.A.S.) salieron de la audiencia y tomaron la palabra para agradecer y contar lo sucedido en la jornada.Estuvieron presentes grandes artistas como Cristian Teti Cavo, Nicolás de Angelli, Juanchi Domínguez, Paulina Los Pájaros y Sol Viye, y, entre los músicxs la Cruza, Los Siquris del Viento y Flor de Cumbia. Para finalizar, Perro Verde y Julieta Cabo, vecina de zona sur, entonaron la canción “Fuera Porta de mi barrio”, a coro con todxs lxs presentes.

Más información: www.vudas.wordpress.com / fb.com/FUERA-PORTA-1639639219662704 / twitter.com/FueraPorta

RedECO


Córdoba: “Porta nos quitó la alegría de vivir”

A pocos días de la audiencia por el amparo ambiental por la ilegalidad y contaminación de Porta Hnos., y la inacción de la Secretaría de Energía y Minería de Nación, recorrimos barrio San Antonio, y frente a la planta escuchamos los relatos de las vecinas que denuncian desde hace 5 años la emergencia sanitaria. En un micro documental radiofónico, compartimos para el Enredando las mañanas algunas de sus historias, producido en el marco de las cobertura colaborativa que comunicadores y medios alternativos y populares llevamos adelante desde la ciudad de Córdoba.

AUDIO descargar

En la ciudad de Córdoba existe una Planta de bioetanol a sólo 6 kilómetros del centro, que vecinxs y organizaciones denuncian que es la única en el mundo que se encuentra en medio de una ciudad.

Es la planta de Porta Hermanos una empresa familiar de capital cordobés, conocida por sus productos de consumo masivo como Fernet 1882, vinagres Casalta, vodka Nikov, ron Jamaica y alcohol Bioalcohol, entre otros. Se instaló en 1995 en barrio San Antonio tras tener que erradicarse del centro de la ciudad por una explosión. Allí continuó con la fabricación de licores y fraccionamiento de alcohol de uso medicinal, a lo que fue sumando vinagres y otras bebidas alcohólicas. Pero es desde 2012 que produce 100 mil litros diarios de etanol a base de maíz transgénico fermentado, actividad para la cual no esta habilitada, por lo cual: funciona de manera ilegal.

Rosa Acuña relata que vive hace 50 años en barrio San Antonio, pero desde que Porta Hnos. empezó a producir perdió el “derecho a tener una vida tranquila”. Para Rosa el comienzo de esta lucha contra el “monstruo” como le llaman tiene día y hora: “un día nos despertó una fuerte explosión. Es como si un avión aterrizara arriba de mi casa. No solo yo lo sentí, todo el barrio. Salimos a la calle desesperados para ver qué pasaba. Todos miramos a la empresa Porta que era una alcoholera. Fuimos a pedir explicaciones ese día en la empresa, qué era lo que estaba pasando. Donde nos recibieron y nos dijeron que nos quedáramos tranquilos, que estaban probando unas válvulas, que no pasaba nada”.

Pero lxs vecinxs no se quedaron tranquilxs, y comenzaron a organizarse, y aprender. “Así nos empezamos a reunir con los vecinos. Empezamos a investigar, a ver. Reunión en un casa, en otra. Fuimos a la Municipalidad. Que lo primero que nosotros pensamos es que la municipalidad nos podía ayudar al saber que esta empresa estaba emanando gases al aire. Las explosiones. Hace 100 mil litros de alcohol diarios. No sabíamos que era una planta de bioetanol. Ellos jamás, jamás consultaron a los vecinos”.

El amparo ambiental que tendrá a Porta Hermanos dando explicaciones en la Justicia Federal es porque no tramitó su habilitación ante el Ministerio de Energía y Minería de Nación, siendo que es el órgano administrativo competente. Pero a esto se le suman otras irregularidades: no presentó la Evaluación de Impacto Ambiental en la Secretaría de Ambiente de la provincia y no se realizó una Audiencia Pública como prevé la Ley General del Ambiente sobre la participación ciudadana.

Las palabras de Rosa nos enseñan dos cosas: el rápido impacto en salud en el mismo año en que empezó la producción de etanol, y la importancia de no creer que es un problema individual. Rosa recuerda que “Más o menos abril, marzo de 2012 comenzaron a producir ellos. Y después hablando con los vecinos: todos teníamos los mismos síntomas. A uno le ardían los ojos, otro tenía dolor de cabeza, picazón en el cuerpo. Eran los primeros síntomas que se sintió en los cuerpos de uno. Y empezamos a hablar con uno de más allá, la otra cuadra. Al final todos estamos enfermos”.

Rosa también nos cuenta cómo las enfermedades que trajo la producción de etanol en el barrio desató otros problemas con inscripciones afectivas, laborales y económicas: “Mi nieto nació a fin del 2012: se tuvo que ir por prescripción médica. Vivía internado permanentemente, pobrecito. Se ponía bien en la clínica, volvía a casa y volvía con el mismo problema. Tenía 7 medicaciones. Le digo a mi nuera: por qué no le decís al médico lo que está pasando en el barrio. Y el médico le dijo: mandate a mudar del barrio. Se tuvieron que ir. A mi me afecto tanto: era mi primer nieto, era una felicidad. Tuvieron que abandonar la casa acá en el barrio, que habían puesto una prefabricada. Lo perjudico laboralmente porque laburaba de Porta más adelante, económicamente se endeudó con la casa, y emocionalmente a toda la familia. A toda la familia nos afectó muy mucho”, continúa Rosa.

Otro de los puntos que marcan especialistas y vecinxs es el impacto en las generaciones futuras a través de los recurrentes abortos espontáneos y las malformaciones congénitas. Nos relata Rosa que “había un chico, Nacho que nació sin diafragma. Una locura. Sabiendo que en la Bio4 [la planta de Porta Hnos en Río Cuarto] nació un bebé sin diafragma y murió en el acto. A este bebé gracias a dios lo tenemos vivo. Pero hoy en día hay muchos que fallecieron”.

Mirta Caon, “la Gringa”, vive en barrio San Antonio hace 30 años, y afirma que lo ama y lo va a defender: “quiero el barrio que teníamos antes, el barrio antes de Porta. Me gustaría que esto volviera a ser como antes para que se vuelvan todos los vecinos que se han ido por las enfermedades. Que vuelva mi hija al barrio porque no pudo seguir adelante en su casa que estaba arriba de la mía. Porque ella tiene cáncer de piel, porque mis nietos también se contagiaron de esta porquería”.

Mirta, como todxs lxs vecinxs de barrio San Antonio tienen muy en claro el valor del trabajo, pero no desde los discursos vaciados de la cultura del trabajo, sino desde quienes saben que es lo único que tienen para el sustento de sus familias. Pero también sabe, que el cese de la producción es una urgencia. “Queremos paz, queremos que la planta se vaya, queremos que se erradique. Queremos que no echen a ningún empleado porque la fuente laboral es muy importante. Pero la planta se tiene que ir. Es la única que esta acá metida dentro de un barrio, la única fábrica en el mundo. Queremos que vuelva la gente, no nos queremos quedar solos la gente más grande. Queremos que nuestra juventud pueda seguir viviendo aquí”.

La planta de bioetanol de Porta produce enfermedades y muertes. Generó que se disparen los casos de cáncer, enfermedades respiratorias, oculares, dérmicas y abortos espontáneos. Los dos estudios sanitarios de la Red Universitaria de Ambiente y Salud, realizados en 2013 y 2016 demostraron la rápida proliferación de enfermedades. Y el último informe encontró que: el 53% de la población padece trastornos respiratorios, el 31% conjuntivitis, el 27% cefaleas, el 23%  enfermedades en la piel, el 22% enfermedades en el sistema digestivo. Siendo en los totales: los niños y niñas quienes más están afectados. Y el dato más alarmante es que en el último año el 28% de los nacidos tiene malformaciones congénitas.

Mariel Castagvno se mudó al barrio en 2008, “buscando tranquilidad”. Pero hoy vive en alerta y bajo el fantasma permanente de que alguien de su familia sea el próximo en contraer una enfermedad grave. Por eso, con su esposo y sus tres hijos menores de edad son vecinxs amparistas. Mariel nos relata cómo vive siendo vecina de Porta Hnos.: “Hay un olor insoportable y nauseabundo que no te permite estar en la vereda, tomar un mate en el patio o comer un asado en el patio. No podemos hacer nada que sea a puertas abiertas, a puertas afuera. Estamos encerrados por el ruido, el olor. Porque, además, todo el tiempo la planta se está ampliando. Entonces todo el tiempo hay ruido a máquinas. Además del ruido de la producción que es constante. No tenemos más tranquilidad porque tenemos miedo que explote. Porque esta planta esta ilegal, no esta controlada. Hay explosiones, humo negro. Cada tanto pasa eso y salimos todos los vecinos a la calle, y lo primero que uno hace como ciudadano de la ciudad de Córdoba es llamar a los bomberos. Los bomberos no pueden entrar a la planta. Entonces uno esta inseguro e intranquilo por donde lo mires. Y también la intranquilidad que produce que se nos van enfermando y muriendo vecinos todo alrededor de nuestra casas. Yo vivo a una cuadra y media, 150 metros en diagonal a Porta, y se han muerto tres vecinos de páncreas y uno de cáncer de colon. Tengo los cáncer más graves alrededor de mi casa. No quiero que le pase nada a mis hijos. No quiero tener que irme. No sería justo”.

Estudios demostraron lo que primero manifestaron los cuerpos de lxs vecinxs: que el aire del barrio esta contaminado con residuos peligrosos. Formaldehidos, tolueno y xilenos se encuentran en el aire de la zona 1000 veces por encima de lo permitido. Estos compuestos son cancerígenos y altamente inflamables, condiciones que propician el aumento en la tasa de enfermedades y el constante peligro de explosión.

Silvia Cruz, una de las vecinas de San Antonio que tocó todas las puertas posibles en busca de ayuda comparte que su “deseo enorme es que nuestro barrio vuelva a ser el que era. Porque Porta nos quitó la alegría de vivir. Por tantos niños que se fueron, por tantos vecinos que se fueron”.

El próximo  7 de agosto convocan a acompañarlxs a la audiencia que Silvia define que es: “por la vida de mis hijos y por las vidas de mis vecinos”. El próximo lunes tendrán lo que les negaron estos 5 años: la oportunidad de dar testimonio y ser escuchadxs por la Justicia.  Luego de años de reclamos desoídos por el Gobierno Municipal a cargo de Ramón Mestre, y del Provincial repartido entre José Manuel De la Sota y Juan Schiaretti,  y una denuncia cajoneada por la Justicia provincial cuando el Fiscal José Mana archivó la causa contra la planta de Porta. Lxs vecinxs exigen la erradicación de la planta sin que se pierda ningún puesto de trabajo, la remediación del ambiente, y la reparación para los y las afectados por la contaminación.

RNMA


Lágrimas de Aceite

La Caducidad del modelo petrolero en la Amazonía peruana

Cuándo caduca un oleoducto en la Amazonía? En 2016 más de 10 roturas en diferentes tramos del Oleoducto Norperuano afectan a decenas de comunidades nativas de los pueblos Awajún, Huampis y Kukama. “Lágrimas de Aceite” explora las consecuencias de la obsolescencia de la infraestructura petrolera interpelando a un cambio de modelo energético que no genere desplazados ambientales a largo plazo.

Sobre el documental

Lágrimas de Aceite es un proyecto del colectivo audiovisual Alerta Amazónica financiado a través de una campaña colectiva de micro-mecenazgo.

Su director y guionista, Marc Gavaldà, es especialista en impactos del petróleo y poder corporativo. Es autor de libros como La Recolonización (2003), Viaje a Repsolandia (2005), Patagonia Petrolera, junto a Hernán Scandizzo (2008) y Gas Amazónico (2013). Ha realizado documentales como Vivir sobre el Pozo (2002), Tentayapi, el pueblo intacto (2005), Patagonia Petrolera, la frontera movediza (2008), Los Nahua, 20 años después (2013), Alerta Amazónica (2014) y Asfaltar Bolivia (2015).

Lágrimas de Aceite fue grabado por un equipo ligero formado por Lidia Álvarez y Marc Gavaldà (càmaras) durante agosto y septiembre de 2016, en un recorrido que partió de la sede de Petroperú en Lima y se desplazó por todo el curso del río Marañón hasta su encuentro con el Amazonas en Iquitos.

Contó con la colaboración de organizaciones como Aidesep, Cultura Awajún, Radio Kampagkis y Radio Ucamara, que cedieron imágenes y testimonios. En la post-producción participó Manu Estrada (música y sonido), Tallers Estampa (animaciones) y Albert Jepús (diseño gráfico).

El documental ha estado presente en festivales como el Ecozine de Zaragoza, Cine Amazónico de Pucallpa, Censurados de Perú, Arte Itinerante de Lima, Cine Invisible de Bilbao, FicWallmapu y Festival de Cine Anarquista de Barcelona, entre otros.

El 5 de agosto de 2017, el colectivo decidió abrir acceso público al documental para amplificar las denuncias de las comunidades afectadas por los derrames de petróleo en la Amazonía y combatir la impunidad ambiental.

Alentamos a compartir, proyectar y compartir este trabajo.

Más información: http://alertamazonica.wordpress.com


Neuquén: Comunicado del 5to. Encuentro de Asambleas Socioambientales

Las asambleas socio ambientales de Junín de los Andes, Chos Malal, San Martin de los Andes, Las Coloradas, Aluminé y la Asociación Cristian Gonzalez reunidas el 5 y 6 de agosto en Junín de los Andes, NOS MANIFESTAMOS EN DEFENSA DEL AGUA y DE LA VIDA EN TODAS SUS FORMAS .

Nos declaramos en ALERTA Y MOVILIZACION frente al avance del modelo extractivista profundizado por el acuerdo nacional minero en nuestros territorios. Denunciamos que este acuerdo entra en contradicción con la emergencia hídrica, ambiental y agropecuaria decretada en la provincia de Neuquén para el ciclo hidrológico 2016-2017.

El AGUA es un bien común que está siendo amenzada por:

Su uso desmedido y contaminación en los distintos proyectos extractivistas como el fracking, la extracción convencional de petróleo y gas, represas hidroeléctricas, privatización del agua, la megaminería, los negocios inmobiliarios, tala de bosques, monocultivos, agricultura con agrotóxicos, residuos sólidos urbanos (basura) y efluentes cloacales.

Seguimos juntando firmas por una ley que prohíba la Megamineria metalífera a cielo abierto, así como cualquier proceso extractivo que utilice sustancias químicas contaminantes en contacto con el agua que ponen en peligro la vida en todas sus formas y manifestaciones.

Como defensores de la vida repudiamos la represión del estado en todas las luchas territoriales y reclamos de los pueblos por sus derechos. Y exigimos la inmediata aparición con vida de SANTIAGO MALDONADO Cushamen-Chubut.

Invitamos a la comunidad a sumarse a:

-9 de agosto: Marcha nacional en Viedma y localidades patagónicas contra la CENTRAL NUCLEAR.

-26 de agosto: CABILDO ABIERTO y festival en San Martin de los Andes “EL PUEBLO QUIERE SABER SOBRE CHAPELCO”.

-30 de agosto: Marcha por el 11 aniversario del asesinato de Cristian Gonzalez en San Martin de los Andes.

-4 y 5 de noviembre próximo plenario de asambleas socioambientales en Las Coloradas.

CONTACTOS:

ANGEL GONZALEZ: 02944 327600. Asamblea Socio ambiental de San Martin de los Andes y Asociacion Cristian Gonzalez.

NILDA ROSTAN: 02942 411010. Asamblea Vecinal Chos Malal.

LUIS MERCURIO: 0299 4580154. Asamblea Socio ambiental Junin de los Andes.

SANDRA FERRERO: 02942 658182. Asamblea de Vecinos autoconvocados Las Coloradas