Tag Archives: Políticas públicas

Faute de logements suffisants a A?elo, les compagnies petrolieres ont monte des campements de "trailers" (conteneurs habitables) avec cable, Internet et gymnase pour loger leurs travailleurs.

Añelo, ¿ciudad emergente y sostenible?

Con fondos de la Fundación YPF y el Banco Interamericano de Desarrollo, entre otros, Añelo, “la capital del Shale” ubicada 100 kilómetros al norte de la ciudad de Neuquén, es parte de la Iniciativa Ciudades Emergentes y Sostenibles. Dicho proyecto, que vaticina el crecimiento exponencial de la localidad, es una guía única, válida para cualquier ciudad, en cualquier país, reproduciendo el esquema neoliberal que las mismas políticas urbanas se deben implementar de la misma manera en el mundo entero. ¿Puede ser sustentable una ciudad planificada sin participación, por un banco, una empresa petrolera y el sector privado?

Faute de logements suffisants a A?elo, les compagnies petrolieres ont monte des campements de "trailers" (conteneurs habitables) avec cable, Internet et gymnase pour loger leurs travailleurs.

Debido a la ausencia de viviendas adecuadas en Añelo, las petroleras instalan campamentos de trailers para los trabajadores

Por Lucile Daumas* / Fotos: Martin Barzilai, Subcoop

 ¡Qué bonito se ve Añelo, con sus casas dispersas entre jardines y alamedas, en el folleto Añelo Sostenible, publicado por la Fundación YPF (FYPF) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID)! Pero ¿por qué este pueblo, ubicado a pie de meseta en la Patagonia Norte, en territorio histórico mapuche, llegó a sumarse a  la Iniciativa Ciudades Emergentes y Sostenibles (ICES)  implementada a nivel latinoamericano para ciudades de mayor importancia? Es que Añelo conoce un desarrollo acelerado: de 75 habitantes, en 1970; pasó a 412, en 1980; 2.689, en 2010; unos 6 mil, en 2015; y se calcula que para 2030 será una ciudad de 30.000 habitantes. Este crecimiento se sustenta en la extracción de gas y petróleo que comenzó hace casi un siglo en la provincia de Neuquén y se aceleró en el caso de  Añelo en la década de 1990 y 2000. Sin embargo, el verdadero boom llegó con el descubrimiento, en 2010, de enormes recursos de gas y petróleo no convencionales en la formación Vaca Muerta, cerca de la localidad.

La cuestión que se plantea es cómo pensar el paso de un pueblo que vivió de la actividad agropecuaria y del empleo en el sector público y de servicios, a una ciudad de 30 mil habitantes, capital latinoamericana del petróleo y gas de lutitas. Ahí es donde aparece el proyecto Añelo sostenible, innovación para la planificación de la ciudad. Experiencia piloto para crear no una company town[1] sino pensar la ciudad petrolera “moderna, sostenible y próspera”, según el documento BID /FYPF (2014: 11). Desafío que la localidad neuquina comparte con Las Heras, que tiene 18 mil habitantes y está ubicada en la provincia de Santa Cruz, también en la Patagonia.

Desequilibrios

Evidentemente es oportuno preparar el futuro y anticiparse a los problemas antes que ocurran. Ahora bien, en el caso de Añelo no se trata del futuro: el conjunto de los desequilibrios están presentes después de más de 25 años de explotación petrolera, y bien poco se ha hecho para acompañar el crecimiento inicial de este pueblo. La novedad es que el boom de la fractura hidráulica, método utilizado para extraer los hidrocarburos no convencionales, va a acentuar los problemas existentes porque necesariamente supone mano de obra más abundante e impactos ambientales más agudos, en una industria cuya condición de rentabilidad mínima se basa en la explotación masiva. Además de un acelerado crecimiento demográfico, se va a profundizar el desequilibrio de género, que acompaña a este tipo de actividad, altamente masculina hasta ahora.

Con sus barrios de tráiler, Añelo ya es una company town. A sus 6.000 habitantes actuales, muchos de ellos de instalación reciente, hay que añadir los 4 ó 5 mil trabajadores que viajan diariamente desde otras localidades. Además de la falta de viviendas, la gran disparidad entre los ingresos de los sectores agropecuario, público y de servicios, con los abultados sueldos de los trabajadores relacionados directa o indirectamente con la explotación petrolera ha provocado un alza generalizada del costo de vida –alquiler, alimentos, etc.- que hace imposible a los primeros vivir en el pueblo. Por eso es una ciudad de hombres que trabajan duro, disponen de dinero, y lo gastan en el casino –el aporte del rubro juegos de azar al presupuesto municipal no es despreciable[2]-, además el consumo de alcohol y drogas y la prostitución se han incrementado masivamente[3]. Ante este conjunto de problemas, la expresión “ciudad sostenible” parece ilusoria, tratándose además de una ciudad totalmente vinculada al auge e ineluctable futuro declive de la extracción de petróleo y gas no renovables, y altamente contaminantes.[4]

Veamos de qué se trata este proyecto. La ICES, surgida en 2010, es un programa del BID cuyo objetivo inmediato es “contribuir a la sostenibilidad ambiental, urbana, fiscal y de gobernabilidad de las ciudades de la región” (BID, 2014: 11). Destinada a urbes de tamaño intermedio, como Valdivia (Chile), Cochabamba (Bolivia), Paraná y Salta (Argentina), entre otras, Añelo y Las Heras son una extensión de esta iniciativa, que en este caso se aplica a ciudades emergentes con el boom petrolero (BID, s/d). La guía metodológica fue diseñada por McKinsey, multinacional de la consultoría, conocida por trabajar para las principales transnacionales y asesorar a unos 50 gobiernos en la implementación de políticas elaboradas por instituciones financieras internacionales como el FMI y el Banco Mundial. Esa guía única, válida para cualquier ciudad, en cualquier país, reproduce ese esquema neoliberal que las mismas políticas se deben implementar de la misma manera en el mundo entero.

Le village d'A?elo est en constante expansion. Le nombre d'habitants est passe de 2500 en 2012 a 6000 en 2014. L'extraction non conventionnelle fait venir de nombreux travailleurs et investisseurs.

En el caso de Añelo y Las Heras, el BID y la Fundación YPF firmaron un acuerdo para implementar conjuntamente esta metodología, profundizando asimismo, la dependencia del desarrollo de dichas ciudades a la actividad petrolera de la zona y el protagonismo corporativo en el diseño de la futura ciudad. Por si no fuera suficiente, se reforzó este abordaje al constituir grupos focales de empresarios con el fin de “detectar y jerarquizar las oportunidades y debilidades que la inversión privada evalúa en torno al desarrollo urbano de la ciudad” (BID/FYPF, 2014: 26). Mientras tanto, los habitantes de Añelo sólo fueron consultados en una encuesta de opinión y se realizó un taller de presentación del proyecto. Así es cómo el desarrollo es planificado por un banco, una empresa petrolera y el sector privado, con la colaboración de los gobiernos municipal, provincial y nacional. Cabe preguntarse si son esas las entidades más pertinentes a la hora de diseñar la ciudad piloto que se pretende realizar.

¿Qué proyecto de ciudad?

La verdad es que decepciona ver la realidad del proyecto, que se resume en la realización de infraestructuras básicas: extensión de las redes de electrificación, agua y cloacas, loteos para viviendas y parque industrial, construcción de una comisaría, un nuevo edificio municipal, un hospital, una escuela de formación técnica, un matadero, un polideportivo y pileta cubierta, obras viales, ampliación de las escuelas existentes y creación de algunos parques. Esperando que no pase con estos proyectos lo que pasó con el hospital, cuya construcción estaba prevista en el presupuesto 2009 de Neuquén, pero fueron necesarios cortes de ruta en diciembre de 2013 para que el gobierno provincial cumpliera sus promesas… en noviembre 2014.

Bajo el título de “crecimiento urbano inteligente”, no aparece ninguna reflexión de fondo ni propuesta para dar solución a los desequilibrios actuales y venideros. ¿Cómo  frenar el alza de los precios de los terrenos y de la vivienda para permitir la cohabitación de ciudadanos con recursos muy desiguales? Por lo contrario, se implementa una política de densificación del suelo urbano y abandono de los jardines y huertos que conformaban el hábitat tradicional del pueblo: “ el análisis de la huella urbana realizado permitió descubrir que prevalece una densidad de población muy baja, destacando la preferencia local de construcción de viviendas unifamiliares en lotes amplios. El resultado es una expansión de la huella urbana sin planificación, con una tendencia insostenible” (BID/FYPF, 2014: 28). 

Con el discurso de sostenibilidad se justifica una política de densificación de la construcción, con propuesta de viviendas de varios pisos o de lotes de 60m2 que no podrá sino acelerar la especulación y obligar al abandono definitivo de los modos de vida anteriores que siguen teniendo “la preferencia local”. Así lo resume Valeria Petrini, del Colegio de Arquitectos de Neuquén: “En la actualidad, la tendencia regional en el crecimiento urbano está ligada al factor económico y ello está proyectando el valor de tierra en vez del espíritu de transformar ciudad, desarrollando ejes y mejorando sectores degradados. (…) El mercado inmobiliario busca imponer una tendencia que, urbanísticamente, puede ser la menos apropiada” (ARQA, 13/05/2014).

Suite a la decouverte de reserve de petrole et de gaz de schiste dans la region de Vaca Muerta, le village d'A?elo est en pleine transformation. Sur le plateau, non loin des puits de petroles et de gaz de schiste non conventionnels, se construit le nouveau quartier d'A?elo.

Si bien se acaban de construir dos viviendas para que los médicos se radiquen en el pueblo donde “la tierra vale más que en Puerto Madero”, ¿qué pasa con los maestros y demás trabajadores del resto del sector público? ¿Seguirán viviendo en Centenario (a 85 km) o Neuquén (94 km) y haciendo dedo para compensar un sistema de transporte poco eficiente y costoso? Tampoco hay reflexión alguna sobre la especificidad del paso de un pueblo rural a una ciudad vinculada a un proyecto extractivo, y la manera de integrar dos poblaciones con orígenes y actividades bien distintas. Por ejemplo, ¿cómo pensar una integración rural/urbana en términos de producción agropecuaria para satisfacer, con productos locales, parte de las necesidades de la nueva ciudad? Se habla de mejorar la competitividad de la agricultura, pero al mismo tiempo se regalan 9 hectáreas a un empresario privado para construir supermercados y demás emprendimientos comerciales, que van a funcionar con los mismos productos que esas redes suelen traer de otras partes del país y del mundo (Bercovich y Rebossio, 2015: 304). También se plantea abandonar el sistema de cría extensiva actual para pasar a uno de ganadería intensiva, en corral, que, más allá de la mala calidad de carne que produce y la alta contaminación que conlleva, será una puerta abierta a inversores que dejarán a los actuales pequeños productores fuera de la competencia.

Es muy contradictoria también la visión que se tiene del uso de la tierra: mientras se van concediendo a las empresas petroleras miles de kilómetros cuadrados de territorio sin tener en cuenta ni las comunidades instaladas, ni sus producciones agrícolas y ganaderas, ni menos aún sus derechos como comunidades originarias, a la hora de pensar la ciudad, sólo se lo hace en términos de densificación y ahorros de suelo y de metros de cañerías, cableado y canalizaciones.

Insostenibilidades

A la ausencia de reflexión y visión prospectiva, se suma una falta total de respuestas a las insostenibilidades ya presentes en el pueblo.

A nivel ambiental, varios problemas saltan a la vista:

-La Ruta Provincial N° 7 no sólo divide el pueblo en dos, por la densidad del tráfico que tiene de autos y tránsito pesado, sino que conlleva riesgos de accidentes importantes y es una fuente de contaminación ambiental y sonora insostenible. Aun así, no se ha priorizado la construcción de una circunvalación, que quedó como proyecto a mediano y largo plazo (BID/FYPF, 2014: 52 y 60).

– Se ha instalado un repositorio de sólidos contaminados en la meseta, a dos pasos del loteo de viviendas Añelo II. Cuenta con una pileta de residuos líquidos a cielo abierto, infringiendo la ley provincial al respecto. Supone además un importante tránsito de camiones llevando los materiales contaminados, que circulan, incluso, en contenedores no cerrados herméticamente, como lo establece la legislación provincial (Bercovich y Rebossio, 2015: 296). Este punto es un evidente problema de riesgo de contaminación ambiental que no está tomado en cuenta en el proyecto Añelo sostenible.

– A esto hay que añadir la contaminación generada por los pozos que se van a ir multiplicando en los próximos años, de los 300 actuales a unos 1000 en un futuro próximo, y que, según Darío Díaz, “desde la urbanización nueva arriba de la barda hasta los pozos más cercanos va a haber apenas 300 metros” (Bercovich y Rebossio, 2015: 294).

Cabe subrayar que si bien se contemplan los riesgos de deslizamiento de suelos a pie de barda e inundaciones, no son tomados en consideración los  relacionados a la extracción petrolera (emisiones, escapes de gas, derrames, explosiones, contaminación del suelo y de las aguas), como si no existieran. Eso podría explicar por qué el servicio de agua potable ha sido identificado como el principal problema para la población de Añelo (BID/FYPF, 2014: 73).

A nivel socio-económico, el intendente Darío Díaz recorre el mundo, declarando: “Voy pensando en lo que mi ciudad y mi gente necesitan y por ello es que quiero atraer inversores de todas las ramas de la actividad económica. No solo petroleras sino hoteleras, gastronómicas y de infraestructura en general” (Shale Seguro, 03/06/2014). Por ahora, no es tan difícil, la capital argentina del shale atrae a quien quiera construir un hotel, un casino, un supermercado, porque sabe que el pueblo va a crecer y que el dinero está circulando. Pero no se trata tanto de una diversificación económica sino de los efectos inducidos por la actividad petrolera, que irán creciendo y decreciendo al ritmo de ésta.

Estamos aquí ante la misma falta de reflexión y creatividad apuntada anteriormente. Hay que reconocer que es difícil promover emprendimientos que posibiliten generar salarios o ingresos que puedan competir con los del sector petrolero y permitan sobrevivir en una ciudad donde los precios se disparan. Buena parte de la gente está dispuesta, incluso, a abandonar su trabajo actual por un empleo en una empresa relacionada con los hidrocarburos. La ciudad se ha vuelto insostenible para el ciudadano de a pie.  Y en vez de buscar alternativas y contrapesos, se piensa la ciudad para los que puedan pagar. El intendente lo reconoce cuando declara: “Cuando vos vas a desarrollar una ciudad, tenés que abrirla a todo el mundo, pero especialmente a los que tienen el poder adquisitivo, que son los que van a traer los servicios” (Bercovich y Rebossio, 2015: 290).

Añelo emergente y sostenible aparece pues como un loable intento de ofrecer a la futura ciudad los servicios e infraestructuras básicas. Ahora bien, no se trata de ningún proyecto revolucionario. Nada de barrios ecológicos o de casas energéticamente eficientes, nada de urbanismo apuntando a una nueva calidad de vida, nada de gestión urbana democrática y participativa. No por nada fue elaborado por un banco, la fundación de una empresa petrolera y una consultora multinacional. La Nueva Añelo “tiene como meta configurarse como una plataforma urbana innovadora que incorpore la participación de los procesos de planeamiento y potencie la naturaleza competitiva de su economía” (BID/FYPF, 2014: 28). El proyecto de ciudad carece de cualquier reflexión de sostenibilidad, tanto a nivel económico como social y ambiental. Su única visión es tener mano de obra a disposición, ofreciéndole perspectivas de consumo con shopping, casino y supermercados. Y abrir ese mercado a la inversión privada. El término “sostenible” aplicado a Añelo es totalmente “gelatinoso”[5], vaciado de todo contenido. Y es de temer que, cuando se acaben las reservas fósiles o se haga demasiado cara la extracción de lo que quede, se vuelva un pueblo fantasma.

jjssaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa


* Miembro de las redes Attac y CADTM ** Este artículo es una adelanto de la nueva edición de Fractura Expuesta.

Ver también ¿Y si la vaca se cae?

[1] Las company town son ciudades diseñadas para atender funciones productivas, residenciales y de equipamiento, con el propósito de alcanzar resultados de eficiente producción en torno a una empresa o industria en particular.

[2] En el presupuesto 2015 el rubro juegos de azar aportaría a las arcas municipales $3,1 millones, que permitirían remodelar el Centro de salud y habilitar un espacio público (Espacio central Av.14 . Tamuz)

[3] Bercovich y Rebossio calcularon en unas 50 las personas que ejercen la prostitución en la ciudad (2015: 191-192 y 372).

[4] Una abundante literatura trata de este tema. Léase por ejemplo di Risio et al. (2012). Zonas de sacrificio, impactos de la industria hidrocarburífera en Salta y Norpatagonia. América Libre, Buenos Aires; o Bertinat et al. (2014). 20 mitos y realidades del fracking, Editorial El Colectivo. Buenos Aires.

[5] La expresión es de Eduardo Gudynas, aplicándola al término “desarrollo”

Fuentes consultadas

Ambito.com (23/09/2014) “La tierra vale más en Vaca Muerta que en Puerto Madero”.

ARQA -Valeria Petrini- (13/05/2014). Las nuevas ciudades petroleras y los desafíos urbanos de siempre.

Banco Interamericano de Desarrollo (s/d). Iniciativa Ciudades Emergentes y Sostenibles.

Banco Interamericano de Desarrollo (2014). Guía Metodológica ICES. 2da. Edición.

Banco Interamericano de Desarrollo y Fundación YPF (2014). Añelo sostenible, innovación para la planificación de la ciudad.

Bercovich, A. y Rebossio, A. (2015). Vaca muerta, el sueño de un boom petrolero argentino: una investigación entre Texas y Neuquén. Planeta, Espejo de la Argentina. Bs. As.

Río Negro (14/07/2014). Efecto Vaca Muerta: Añelo duplica su población en horas laborales

Shale Seguro (03/06/2014). Añelo mostró en Rusia el fenómeno del shale en Argentina.

YPF (s/d): Recursos No Convencionales.

curru-leuvu1

Allen: Conferencia Prensa por avance de no convencionales

El gobernador Alberto Weretilneck avanza en un plan para extraer gas y petróleo convencionales y NO convencionales de manera inconsulta, forzando a la provincia a centrar su economía en la producción hidrocarburifera. Nada lo diferencia del gobierno nacional en su política de saqueo de los bienes comunes. Se profundiza erróneamente una matriz energética, que lejos de ser sustentable y basada en el desarrollo de energías limpias, requiere la firma de contratos y negocios que desconocen las necesidades reales de la población y prioriza los intereses transnacionales.

Mañana jueves se llevara a cabo en Catriel otra Audiencia Pública NO vinculante, mecanismo a través del cual el gobernador y su mayoría legislativa pretenden legitimar el desastre ambiental al que se está exponiendo a los habitantes de esta provincia. Esto ha quedado muy claro en Allen, donde tanto los organismos de contralor como los voceros de YPF, siguen llamando incidentes a las riesgosas operaciones que son inherentes a la fractura hidráulica, y que derivan en hechos de contaminación irreversibles además de poner en riesgo la salud humana y la sanidad ambiental.

La tierra destinada hasta ahora a la producción frutícola está siendo literalmente arrasada. Desde principios de este año el desmonte de chacras se ha triplicado. El aire es envenenado por la emanación de gases tóxicos y los cursos de agua cargan con las mezclas químicas de inyección. La Asamblea Permanente del Comahue por el Agua convoca a los medios de prensa, locales y regionales a la conferencia de prensa con motivo de brindar un amplio informe sobre la actual situación socioambiental en el ejido de Allen.

Creemos que es urgente informar a nuestros vecinos de la gravedad y consecuencias irreversibles de la actividad extractiva que se está desarrollando en Allen y la región. Así mismo consideramos que las autoridades locales no pueden seguir mirando para un costado, evadiendo sus responsabilidades como funcionarios públicos. ¡La fractura hidráulica para extraer no convencionales NO ES COMPATIBLE con nuestra VIDA!

Conferencia de prensa JUEVES 06 DE AGOSTO – 10.30 hs Local UNTER ALLEN – San Martin 360, Allen

logo-confe

Neuquén: Gobierno falta a su palabra y no acude a mesa de diálogo con comunidad mapuche

Hoy miércoles 05 de Agosto, a las 13 hs, se iba a realizar la mesa de diálogo, que facilitada por el jefe de Fiscales Jose Gerez se había convocado en el Ministerio Publico Fiscal.

logo-confe

La comunidad Campo Maripe, siendo fiel a la palabra comprometida, viajamos desde nuestro territorio para acudir a la cita y fuimos informados por el propio Gerez, que el gobierno provincial le había informado que no participarían de la cita comprometida.

Nos parece totalmente irresponsable esta conducta, ya que no hay otro medio para resolver un conflicto que no sea a través de debate franco y el dialogo. Más aun, cuando Vaca Muerta es hoy un escenario de conflictos graves por todos los intereses enfrentados: los de la comunidad mapuche, pero también los del Municipio de Añelo, los privados, los crianceros, la petrolera, etc.

En ese escenario de conflicto e intereses, lo que no pueden estar ausentes bajo ningún pretexto, son las autoridades de estado, porque son los principales responsables de crear clima de convivencia y de dialogo. Hacer lo contrario, es alentar de manera irresponsable, la confrontación y la ley del más fuerte.

Nos sentimos muy fortalecidos y alentados por el resultado del Relevamiento histórico, social, antropológico que respalda tan claramente nuestra demanda y nos disponemos a hacerlo conocer a nivel local, nacional e internacional, porque hay mucha inquietud en muchos sectores de la sociedad por brindarnos su apoyo.

Vamos a pedir la intervención del Obispo de Neuquén y el compromiso de los demás poderes del estado para que el Relevamiento Histórico Social Antropológico sea respetado como base para la solución territorial de nuestro Lof Campo Maripe. Viajaremos a BsAs a hacer conocer esta estafa a la buena fe de nuestra comunidad y a la propia ley 26.160 que obliga al Estado a definir a través de un estudio científico las tierras ocupadas por las comunidades indígenas.

Nosotros vamos a seguir promoviendo el dialogo como forma de superar conflictos y por esa razón elevamos pedido de entrevista al Ministro de Coordinación Gabriel Gastaminza, para que se disponga a entregar y debatir en una mesa de diálogo, las observaciones al Relevamiento que formuló el Secretario Jorge Lara. Estas observaciones solo fueron conocidas a través de los medios de comunicación, pero no entregadas a la comunidad con la cual Jorge Lara trabajó 9 meses. De acuerdo a su respuesta, evaluaremos las medidas a tomar como comunidad mapuche que defiende sus tierras y derechos.

Saludamos a todos los sectores solidarios que están preocupados por nuestra situación y solicitamos que estén atentos a las novedades de estos próximos días y los alentamos a no bajar los brazos en busca de la justicia hasta hoy negada: MARICIWEU MARICIWEU!

ALBINO CAMPO MARIPE Logko

LORENA CAMPO MARIPE  Werken

pasivos-210x3001

Pasivos ambientales e hidrocarburos en Argentina

pasivos

Hubo momentos en la historia reciente en que la preocupación por los pasivos ambientales que manifiestan las poblaciones directamente afectadas estuvo en el centro del debate de los organismos públicos. Entre los años 2012 y 2014, durante la expropiación de las acciones de  Repsol – YPF; en el año 2008, con la renegociación de los contratos petroleros por parte del gobierno neuquino; y en el año 1997, con la declaración de Emergencia Ambiental en la provincia de Neuquén -tras una serie de graves derrames que impulsaron el pedido al Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) de una evaluación global de los impactos. Estos tres casos (tomados como ejemplo)  dan cuenta de la existencia de daños y pasivos ambientales concretos. Los mismos,  a pesar de haber sido probados y reconocidos por funcionarios y gobiernos, siguen siendo al día de hoy olvidados y sus consecuencias no cesan.

 Ver/Descargar Informe

Pasivos ambientales e hidrocarburos en ArgentinaAnálisis de casos y marcos jurídicos para un debate urgente, investigación a cargo de Diana Rodríguez López y Andrea Burucua, aborda –sin ninguna intención de agotarla – la problemática de los pasivos ambientales, haciendo eje en los producidos por la industria hidrocarburífera. Incluye una breve reseña sobre el tratamiento que se les da en otros países y los avances en Argentina, tanto en materia de gestión como legislativos. Las autoras reflexionan sobre el daño ambiental y la responsabilidad frente a aquel, tomando como bases  la Ley General del Ambiente, el Código Civil vigente y el que comenzará a regir en pocos días.

El inminente avance hacia la explotación de hidrocarburos no convencionales que, sin dudas, profundizará y complejizará la cuestión en torno a los daños ambientales, es lo que motiva estos debates, que publicamos para poder continuarlos con otros.

Fundación Ecosur y Observatorio Petrolero Sur

Comunidad Campo Maripe cerró los accesos a Loma Campana

El Lof ha comenzado durante esta mañana la toma de los accesos de su territorio, donde se encuentra el yacimiento Loma Campana. Demandan la finalización del relevamiento territorial, el freno a la expansión petrolera y una paz social basada en el respeto a los derechos mapuche. 

campo maripe1

Toma de los accesos de Loma Campana / Negro Ramírez

Esta mañana la Comunidad Campo Maripe nuevamente ha tomado los accesos de su Lof, impidiendo el ingreso de las petroleras Chevron e YPF al yacimiento Loma Campana, a unos 100 kilómetros al norte de la ciudad de Neuquén. En esa zona la cuestionada alianza entre ambas compañías ha realizado más de 400 pozos no convencionales sin el consentimiento de la comunidad. Esto significa que ha realizado la peligrosa técnica del fracking en distintos puntos comunitarios como las zonas de pastoreo, poniendo en riesgo el agua, suelo y aire no solo de la comunidad sino para la vida y supervivencia de toda la zona.

En octubre del año pasado, en el marco de una mesa de diálogo, la comunidad firmó un “Acta de paz Social y Diálogo Permanente” la que, según señalan en un comunicado hecho público hoy, no se estaría cumpliendo debido al avasallamiento de los derechos mapuche. Dicho documento acordó la urgencia de realizar un relevamiento territorial y cultural en 3 meses que, sin embargo, aún no ha sido finalizado, lo que ha permitido el continuo avance de la frontera petrolera. En el documento, además, la comunidad denuncia que el  Director de Tierras de la Provincia, Eduardo Ferrareso, junto al Intendente de Añelo, Darío Díaz; “han entregado tenencias a 8 familias de Añelo en nuestras tierras comunitarias con el fin de generar enfrentamiento de pobres contra pobres”.

Con esta acción directa la comunidad exige el cese del avance petrolero y  que se concluya el relevamiento territorial, debido a que sospechan que YPF presiona a la provincia para que no reconozca el territorio comunitario. Reproducimos el comunicado enviado esta mañana.

campo maripe2

Logko Albino Campo / Negro Ramírez

Comunicado de Prensa

Paren de destruir tierra mapuche

Informamos a la opinión pública local y nacional que a las 06,00 Hs de hoy, hemos procedido a suspender el acceso al Yacimiento Loma Campana hartos de tanto abuso y de impunidad del accionar de Chevron-YPF sobre nuestras tierras comunitarias. Pedimos apoyo para detener tanto abuso!

¿Por qué esta acción directa mapuce? 1)Porque el “Acta de Paz Social y Dialogo Permanente” firmado el 28/10/14 establecía que la base de esa paz social era el respeto a los derechos mapuche del Lof Campo Maripe 2)Porque se acordó la urgencia de realizar el Relevamiento Territorial para definir la zona de explotación y las zonas intangibles, según la posesión del Lof Campo Maripe 3) Que sin esperar ese resultado, YPF-Chevron, ha avanzado sobre nuestros espacios de pastoreo, contaminando todo a su paso, incrementando los casos de derrame o “accidentes” 4) Porque el Relevamiento prometido en 3 meses el 28/10/14, se ha convertido en 9 meses de espera, al día de hoy. 5)Porque mientras se realiza el Relevamiento Territorial, Eduardo Ferrareso (Director de Tierras) con la complicidad del Intendente de Añelo, Darío Díaz, ha entregado tenencias a 8 familias de Añelo en nuestras tierras comunitarias con el fin de generar enfrentamiento de pobres contra pobres. Hecho denunciado y documentado ante el Mtro Gastaminza. Necesitamos con urgencia: •Que el Relevamiento Territorial concluya ya!… no se puede esperar ni un día mas! Durante muchos meses se ha trabajado para fundamentar la ocupación histórica de nuestras tierras, cada documento histórico nos da la razón. Somos preexistente al mismo pueblo de Añelo. Ese mapa ha sido presentado a la comunidad y fue aprobado por nuestra asamblea. Pero hoy se ha detenido ese proceso a pesar de diversas presiones que hemos realizado. Quizás la presión de YPF sobre la Provincia ha sido más fuerte para no reconocer nuestro territorio comunitario? • Que hasta que eso no ocurra, YPF-Chevron detenga su avance destructivo sobre nuestra vida comunitaria. • Acaba de fallecer esta semana Celmira, hermana mayor de nuestra familia y está internado en estado delicado en el hospital de Cutral Co, el mayor de los varones (Félix), ambos enfermos físico y espiritualmente…debemos pagar con otra vida, tanta espera y abuso? • Si ese es el precio que nos piden a los mapuche para un desarrollo que enriquece a unos pocos y lleva miseria a la mayoría del pueblo, nosotros no estamos dispuesto a pagar ese precio y les decimos que hasta aquí han llegado. MARICI WEW MARICI WEW…!!! Diez Veces en defensa de nuestro Territorio y Cosmovisión!!! ALBINO CAMPO MARIPE Logko, MABEL CAMPO MARIPE Inan Logko Contacto: 299 409 1318 – 299 523 5775 Mapuexpress
informeallen

Derechos de uso y acceso al suelo en Allen

allen1

Este informe se enmarca en una serie de investigaciones sobre el avance de la frontera hidrocarburífera en distintas ciudades de las provincias de Neuquén y Río Negro. En la década de 1930 la fruticultura se convirtió en la principal actividad económica de la región conocida como Alto Valle del Río Negro. Sin embargo, en los últimos diez años, allí se ha incrementado considerablemente el número de pozos perforados en zonas de chacras para la explotación de hidrocarburos, principalmente de gas de arenas compactas (tight gas). Esta situación, que se registra particularmente en el municipio de Allen, alerta sobre la posibilidad de profundos cambios en el uso del suelo y ocupación del territorio a partir de la imposición de una matriz extractiva que culminaría desplazando a la productiva. Esto, además del sacrificio de tierras fértiles – aptas para la producción de alimentos- implica la pérdida de los saberes, cultura e historia sobre las que se forjaron estas ciudades.

El municipio de Allen tiene una población de 27.443 habitantes, según el Censo 2010, más del 83% se concentra en la ciudad homónima, mientras que el resto se distribuye en diez barrios rurales, además de pobladores dispersos. Según Carlos Borocci, vicepresidente de la Cámara de Productores, la localidad es la que la mayor superficie irrigada y en producción de la provincia. Actualmente cuenta con 10 mil hectáreas con plantaciones de peras y manzanas, el 50 o 60% de la producción son peras. Desde 2006, cuando la empresa estadounidense Apache adquirió la concesión del área Estación Fernández Oro, la actividad hidrocarburífera se intensificó paulatinamente y, en 2010, se inició la explotación de gas de formaciones de arenas compactas. A partir de ese momento, la localidad, que detenta el título de Capital Nacional de la Pera, se convirtió en ícono de la explotación de yacimientos no convencionales en la provincia de Río Negro.

Según Borocci, en febrero de 2015, había alrededor de 30 pozos de exploración y otros de explotación concentrados en chacras ubicadas entre la margen sur de la ruta nacional 22 y el río Negro, en el segmento que va del kilómetro 1190 al 1200. El representante de la Cámara de Productores destacó que una de las zonas más explotadas está en la entrada de Allen, en la zona sur de la localidad, a 3 km de su vecina Fernández Oro. Cabe destacar que el incremento de la actividad extractiva fue acompañado, desde 2009, por los beneficios otorgados por Programa Gas Plus2, que aumentó el precio del millón de BTU para gas extraído de nuevos pozos o de formaciones compactas (OPSur, 08/05/2015).

La ampliación de la frontera petrolera generó resistencias en diferentes sectores de la sociedad allense, y se inició un proceso de movilización que logró, en septiembre de 2013, que el Concejo Deliberante local sancionara una ordenanza prohibiendo, dentro del ejido municipal, la aplicación de la técnica de fractura hidráulica o fracking – empleada en la explotación de hidrocarburos de arenas compactas (tight sands). La constitucionalidad de la norma fue cuestionada por el Gobierno de la Provincia y rápidamente declarada inconstitucional por el Superior Tribunal de Justicia rionegrino.

Ver/Descarga Informe

Este informe fue posible por el apoyo recibido de

logo boll

Es tiempo de crear el grupo Anexo 0

Propuesta de cara a la COP21 de París, diciembre 2015

Declaración de Oilwatch Mesoamérica

Este documento tiene como objetivo presentar compromisos y esfuerzos que los pueblos, nacionalidades y comunidades están haciendo para la no extracción de petróleo, gas o carbón como contribución para evitar el desastre climático.

Junto a estos compromisos está nuestra demanda a la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático(UNFCCC) y a los gobiernos para que se reconozca, respete, promueva y proteja a este tipo de acciones que tienen como meta proteger el clima y la vida en el planeta. 

El Grupo Anexo 0: una forma de reconocimiento y respeto a compromisos y esfuerzos reales

La Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, suscrita en la Cumbre de Río de 1992, dividió a los Estados parte en dos grupos: Anexo I que son los países industrializados del Norte, más aquellos cuyas economías estaban en fase de transición; y No Anexo I que son, en esencia, los países del Sur global. Posteriormente se estableció el Anexo II, que incluye a los miembros del Anexo I que deben ofrecer recursos financieros y técnicos para permitir a los países del Sur emprender actividades de reducción de las emisiones de conformidad e iniciativas de adaptación. Oilwatch afirma que, desde el siglo XIX, para los países del Anexo I y II, el motor del desarrollo del capitalismo ha sido la explotación de carbón, petróleo y gas, por lo que han hecho todo lo que esté a su alcance para detener cualquier decisión que pueda llevar a acciones concretas y vinculantes para disminuir el consumo de estos combustibles fósiles. Así, al cabo de más de 20 años de negociaciones internacionales, el calentamiento global sigue en aumento sin soluciones efectivas y reales para detenerlo.

 En este escenario, precisamente, uno de los obstáculos ha sido la influencia directa que las empresas vinculadas a los combustibles fósiles han ejercido sobre las decisiones de la Convención. Hoy este sector corporativo es parte de los promotores de las falsas soluciones que exacerban el aumento del efecto invernadero, como son el mercado de carbono, los agrocombustibles, REDD o la geoingeniería, e inclusive tecnologías petroleras como la Captura y Almacenamiento de Carbono (CCS), entre otras. Al mismo tiempo, expanden los alcances territoriales hacia las denominadas nuevas fronteras: mares profundos y yacimientos “no convencionales”, donde se destaca la perniciosa técnica del fracking.

Por si fuera poco, la limitada visión de Naciones Unidas, que se concentra en impulsar negociaciones entre partes, que son Estados, ha permitido a los países industrializados del Norte no cumplir con sus obligaciones climáticas, mientras que, en un escenario injusto y neocolonial, se trasladan sus responsabilidades a los pueblos y naciones del Sur. Cuando es precisamente en este lado del mundo en donde se encuentra la mayoría de naciones y regiones subnacionales o localidades, y sobre todo, pueblos indígenas, campesinos, pescadores o comunidades tradicionales que están haciendo esfuerzos reales para proteger el clima -a pesar de ser las más afectadas. Son las iniciativas de pueblos las que están siendo dejadas de lado y, en muchos casos, criminalizadas, cuando sus esfuerzos por no extraer más hidrocarburos fósiles debieran ser premiados.

Vemos que, en términos prácticos, además de los Estados nacionales, hay otros actores determinantes con capacidad e interés por acelerar las transformaciones requeridas para la protección del clima global. En este sentido deben ser reconocidos por la Convención del Cambio Climático, por ejemplo, los pueblos y naciones indígenas, provincias, estados o regiones subnacionales y las localidades que dan pasos firmes para no extraer hidrocarburos del subsuelo. Por lo tanto se debe crear el Grupo Anexo 0 en donde estarían precisamente estos pueblos y territorios, pues están resolviendo las causas del problema: la adicción a los combustibles fósiles.

Es hora de enfocarse en resolver las causas determinantes del problema

Principalmente luego de la Segunda Guerra Mundial se consolidó la base industrial de un capitalismo adicto a los combustibles fósiles, así como una cultura basada en un patrón de consumo sin fin, energético y material, extensivo, expansivo y nocivo. Como parte de este modelo, se expande además la minería a gran escala y una agricultura industrial altamente consumidoras de petróleo. Esta adicción a los fósiles no sólo está afectando al clima, está provocando enfermedades degenerativas y mortales a millones de personas, inunda de basura no degradable el planeta, extermina a cientos de culturas tradicionales – desplazando usos y costumbres sanas y ecológicas-, y sigue generando crisis económicas, sociales, políticas, ambientales para la expansión y acumulación del capital. Un capitalismo institucionalizado y global con rasgos más decadentes y letales requiere de una acción también global que lo confronte.

Mientras los sectores corporativo y financiero deciden cuánto petróleo se extrae, de dónde, de qué tipo, cuánto se vende y a qué precio; y frente a la incapacidad de los yacimientos “tradicionales” de abastecer la exponencial demanda de los sectores concentrados, la industria y gobiernos han avanzado en los últimos años en los denominados “no convencionales”. Con técnicas más costosas y degradantes, como el fracking, se busca mantener la dependencia de los combustibles fósiles, fortalecer el proceso de acumulación, la apropiación de territorios, desposesión y violación de los derechos de los pueblos.

Dejar el petróleo y otros hidrocarburos fósiles en el subsuelo es la medida más directa y concreta para lograr resultados en relación al clima, así como para confrontar el capitalismo, la explotación de los seres humanos y la privatización de la naturaleza a nivel global.

¿Con qué métrica, escenarios y modelos trabajar?

Los estados miembros de la UNFCCC se pusieron la meta de adoptar en París 2015 un nuevo acuerdo global sobre cambio climático. La retórica dice que será para evitar que el planeta sobrepase el límite de 2°C de calentamiento en relación con la temperatura preindustrial. Este límite supuestamente marca la línea entre un clima cambiante al que podemos adaptarnos y un desajuste climático de consecuencias imprevisibles e irreversibles.

Para llegar a esta cifra, tanto la UNFCC como los expertos del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC) han usado siempre las concentraciones de dióxido de Carbono como una medida estándar, señalando la reducción de emisiones más no la cantidad de hidrocarburos fósiles que no se deberían extraer. Esto ha estado en línea con el interés oficial de evitar hablar del problema real que es la quema de combustibles fósiles. Hablar de cantidades de petróleo, gas o carbón permitiría visualizar las responsabilidades, y las acciones necesarias, para evitar la crisis del clima.

De acuerdo a las cifras oficiales se puede desprender que para alcanzar un máximo de 2°C de temperatura (escenario RCP2.6 del IPCC), hacia el año 2100, habría que dejar en el subsuelo al menos las 2/3 partes de las reservas conocidas de petróleo, gas y carbón. Así, de los 1’700.000 millones de barriles de petróleo que están aún bajo tierra, 1’190.000 millones deberán permanecer allí; de los 187 millones de millones de metros cúbicos de gas natural, 131 millones de millones no se deberán extraer; y, de los 892.000 millones de toneladas de carbón, 624.000 deben permanecer en su lugar. El objetivo ahora es decidir dónde y cómo empezar a dejarlos en el subsuelo. Al usar estas cifras no pretendemos una cuantificación mercantilizable ni que se deriven equivalencias nefastas en el mercado de servicios ambientales u otras formas de compensación mercantil, sino como una manera de visibilizar las magnitudes de los esfuerzos necesarios hacia una civilización pospetrolera.

Esto implica pasar de un modelo energético de producción centralizado y a gran escala a modelos con energías limpias, renovables, descentralizadas, diversas, soberanas y ecológicas. Para esto, una necesidad es un cambio de concepción sobre la energía, lo que incluye saber qué tipo, cuánta y para quién se la necesita y una reflexión sobre las energías en los territorios y para los pueblos.

Protección, reconocimiento e incentivos para los países, naciones,  espacios subnacionales, localidades y territorios del Anexo 0

Las iniciativas calificadas como parte del Anexo 0 deben ser protegidas y apoyadas con una serie de incentivos y reconocimientos internacionales basados en la solidaridad, el intercambio tecnológico sin ataduras y la existencia de una deuda ecológica asociada al clima. La creación del Anexo 0 además incentivará nuevos compromisos y esfuerzos concretos enfocados en enfrentar las causas determinantes del cambio climático.

Los indicadores de estas iniciativas serán:

1.Hidrocarburos fósiles conservados en el subsuelo.

2.Formas de vida basadas en una relación de respeto y diálogo con las naturalezas.

3.Luchas frente a la minería de carbón y de otro tipo por su impacto en el clima, y por ser altamente consumidoras de combustibles fósiles.

4.Pasos firmes hacia un debate sobre el tipo de energías que se requiere, para qué, para quién, cuánta y sobre el ejercicio de la soberanía de los pueblos y territorios.

5.Rechazo a los mecanismos como el mercado de Carbono, REDD+ y otros, ya que son falsas soluciones al cambio climático.

6. Compromisos clarosla no extracción y emancipación de combustibles fósiles por parte de los pueblos.

HERRAMIENTAS DE AVANCE

Protección de pueblos y territorios:

  • Detener la criminalización de quienes promueven el dejar el petróleo, el gas o el carbón en el subsuelo, y de quienes son activos defensores de las tierras y territorios frente a la extracción de hidrocarburos fósiles.
  • Detener la intervención de corporaciones, de los sistemas de represión de los Estados y la ocupación e invasión de territorios para la extracción de hidrocarburos fósiles en lugares en donde la población local la rechace, áreas designadas como reservas naturales o de alta fragilidad. 

Reconocimiento a través del establecimiento de un premio internacional:

  • Para quienes dan pasos firmes para no extraer hidrocarburos de sus tierras y territorios.
  • Para quienes mantengan modelos de soberanía energética y alimentaria no dependientes de los hidrocarburos fósiles y respetuosos de la naturaleza.

Incentivos tales como:

  • Intercambios tecnológicos
  • Formas de contribución y apoyo directos, respetando las soberanías, con diálogos de  buena fe y sin traslado de responsabilidades.

Desincentivos tales como:

  • Retiro de subsidios estatales a la industria relacionada con los combustibles fósiles
  • Retiro de inversiones (divest en inglés) en acciones, bonos o fondos de inversión vinculados al petróleo. 

LLAMADO INTERNACIONAL

¡ES EL TIEMPO DE LOS COMPROMISOS DESDE LOS PUEBLOS!

OILWATCH sostiene que ningún país realmente está listo para soportar un cambio climático catastrófico. Además, las naciones que sufren las peores consecuencias son las que contribuyen menos al calentamiento global, pero a menudo si son las que más toman medidas para frenar el mismo. Creemos que ha llegado el momento para que las Naciones Unidas enfrenten la crisis climática creando, en el seno de la Convención de Cambio Climático, el Anexo 0 como grupo de pueblos o naciones que son reconocidas por sus contribuciones y como un incentivo para que otros se unan a la tarea de dejar en el subsuelo los hidrocarburos fósiles.

Basta de hablar de cosas abstractas como emisiones de CO2, hablemos de petróleo, de gas o de carbón. Sumémonos a los compromisos de los pueblos de no extraer más hidrocarburos fósiles y hagamos esfuerzos en nuestras organizaciones apoyando estas iniciativas y luchas de resistencia.

Demandamos a las Naciones Unidas, a los gobiernos nacionales y a las organizaciones y movimientos sociales elreconocimiento, protección y difusión de los compromisos y esfuerzos verdaderos que contribuyen certeramente para evitar el desastre climático.

OILWATCH Julio de 2015

mexico fracking

México: Licitaciones de la Ronda 1, banderazo de salida para el despojo

mexico fracking

Integrantes de la Alianza Mexicana contra el Fracking manifestaron su rechazo al proceso de apertura de las licitaciones de la Ronda 1 y al Plan Quinquenal de Licitaciones para la Exploración y Extracción de Hidrocarburos 2015-2019. “Como quien comete un ilícito, el evento se realizó a escondidas del escrutinio público: en la invitación no apareció la dirección del recinto donde se dieron cita representantes de la iniciativa privada, de las dependencias de gobierno reguladoras del sector y algunos invitados selectos de la sociedad civil y la prensa: La dirección fue proporcionada el mismo día del evento.” indicó Francisco Cravioto, investigador de Fundar e integrante de la Alianza Mexicana contra el Fracking.

Por su parte, Aroa de la Fuente, también investigadora de Fundar, señaló su preocupación por que Pemex se abstuvo de participar en este proceso. “Emilio Lozoya Austin aseveró que la ‘empresa productiva del Estado’ se encuentra descapitalizada y, por tanto, prefiere dejar que actores privados se repartan la riqueza de todas y todos los mexicanos”. “Paradójicamente, lo que se repartió fueron 14 áreas de licitación en aguas someras en las costas del sur de Veracruz, Tabasco y occidente de Campeche, precisamente el tipo de campos en los cuales Pemex es reconocido internacionalmente por su experiencia y por sus bajos costos de producción” señaló. Sin duda, “la ausencia de Pemex en estas licitaciones sienta un mal precedente que tendrá consecuencias para las finanzas públicas puesto que, en los últimos años, representaron alrededor de 35% de los ingresos del Estado.”

Las y los investigadores señalaron que ésta es apenas la primera fase de la Ronda 1 de entrega de licitaciones para actividades de exploración y explotación de hidrocarburos. Faltan otras cuatro fases más para dar por concluida la Ronda 1: dos en el Golfo de México, una de recursos convencionales en tierra y otra de recursos no convencionales (campos que presentan riesgo de ser explotados con la técnica de la fractura hidráulica, intensiva en afectaciones a al territorio y a los seres vivos que lo habitan).

El dos de julio, la Secretaría de Energía publicó un Plan Quinquenal de Licitaciones para la Exploración y Extracción de Hidrocarburos 2015-2019 cuyo texto y documentos anexos puede ser consultado aquí. “Esta página contiene un ‘mapa interactivo’. En este mapa, se esboza un ambicioso proyecto transexenal de operaciones de exploración y extracción de hidrocarburos que abarca 3 millones de hectáreas, equivalentes al 7.4% de la superficie terrestre del país.” señaló Manuel Llano, investigador asociado al proyecto www.cartocritica.org.mx. “A esto hay que sumar otras 11 millones de hectáreas ubicadas sobre las aguas del Golfo de México.” Afirmó que el mapa no es descargable en datos abiertos, en franca violación de la normatividad vigente y los compromisos que ha asumido la Sener en el marco del compromiso 22 de la Alianza para el Gobierno Abierto.

Las y los integrantes de la Alianza señalaron que de acuerdo con el Artículo 96 de la Ley de Hidrocarburos, las actividades de exploración y extracción de los mismos son consideradas de utilidad pública, al servicio del interés social y orden público, así como preferentes sobre cualquier otro uso o aprovechamiento del terreno. “Esta es la razón por la cual los mapas son tan preocupantes. Porque sobre todos aquellos polígonos que serán entregados de aquí a 2019, la actividad que prevalecerá por encima de cualquier otra actividad económica es aquella que realice la industria de los hidrocarburos.” estableció Oscar Espino de la Red Unidos por los Derechos Humanos. “¿Qué implicaciones tiene esto en términos democráticos para la gente que vive en esos terrenos? Se vulnerarán sus derechos, incluyendo los derechos a la vida, la salud, el vivir en un medio ambiente sano, el derecho al agua e inclusive la propiedad. Para las poblaciones indígenas, habrá violaciones a los derechos al territorio, la autodeterminación y cultura.

“También se viola el derecho a participar en decisiones públicas. No hubo consulta para aprobar la Reforma Energética. Tampoco hubo consulta para licitar estos campos. La consulta proyectada por la Ley de Hidrocarburos no es más que un trámite realizado a posteriori de la entrega de permisos, sin plena información sobre el proyecto y sus afectaciones y que no tiene carácter vinculante sobre el Estado o el contratista privado; esto es, los proyectos proceden aunque las poblaciones indígenas nieguen su consentimiento” señaló Espino.

Tomando en cuenta lo anterior, “es sumamente preocupante que el Instituto Nacional de Acceso a la Información (INAI), la Sener y la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) hayan negado, tras múltiples solicitudes de información, entregar las coordenadas exactas de las áreas asignadas a Pemex en la Ronda 0 y aquellas que se otorgarán como parte de los contratos de la Ronda 1. Las y los ciudadanos que habitan en estos territorios tienen derecho a conocer si se encuentran amenazados por las profundas afectaciones de esta actividad. Las organizaciones de la Alianza hemos presentado dos amparos para revertir esta decisión” mencionó Aroa de la Fuente.

La Alianza Mexicana contra el Fracking reitera que continuará exigiendo al Estado mexicano la prohibición del fracking e informando y apoyando los procesos de defensa de las comunidades afectadas y potencialmente afectadas por esta amenaza que se cierne sobre sus territorios.

Contacto: Francisco Cravioto Lagos, Fundar, Centro de Análisis e Investigación,francisco@fundar.org.mx  Tel. 5554-3001 ext. 143, 55 28 30 94 71.

Aroa de la Fuente López, Fundar, Centro de Análisis e Investigación, aroa@fundar.org.mx; Tel. 5554-3001 ext. 118, 5528942814.

scioli

Turbio como el humo del carbón

Confirman que está en estudio un proyecto de gasificación subterránea en la Cuenca Claromecó
scioli

 El Gobernador Daniel Scioli junto al Ministro Cristian Breitenstein / Contintanorte

Por OPSur.- El ministro de la Producción, Ciencia y Tecnología bonaerense, Cristian Breitenstein, informó que se encuentra en análisis una iniciativa de las firmas Delmo Group S.A., Claromecó Energy S.A. y Delmo PTI S.A. en la cuenca Claromecó. El funcionario aseguró que estas empresas cuentan con pedidos de prospección y cateo sobre 600 mil hectáreas, es decir, que no adquirieron derechos de exploración -que es una etapa posterior-, como sostiene en su portal Delmo Group S.A.

Breitenstein formuló estas declaraciones luego de la reunión que el jueves mantuvo en La Plata con el diputado socialista Ricardo Vago (FAP) y su asesor Ignacio Zavaleta. Tras el encuentro el legislador bonaerense señaló que el Ministerio de Producción requirió a las empresas que impulsan el proyecto de gasificación subterránea de carbón, que informen si están vinculadas entre sí ya que “el Código de Minería nacional impide que a una misma razón social se le otorgue jurisdicción sobre más de 200 mil hectáreas”. Según el ministro, el pedido inicial fue realizado por Delmo Group en 2013 y luego ampliado por las otras firmas.

El diputado socialista adelantó que presentará en un Proyecto de Declaración donde solicitará que se realicen audiencias públicas en los quince distritos del centro y sur bonaerense que podrían verse afectados. “Vamos a pedir que antes de cualquier concesión de cateo se consulte a la población para que se explique y debata el método de explotación que pretenden usar estas empresas.” En la misma línea, Zavaleta advirtió: “No se puede seguir avanzando en esto sin tener la licencia social. No somos fanáticos, queremos dar el debate pero pedimos racionalidad y que no se hagan las cosas a escondidas”.

Más información

Gasificación de Carbón en la Cuenca Claromecó: Un proyecto viciado de origen

Claromecó, la cuenca fallida

Evaluación preliminar del método de Gasificación Subterránea del Carbón

Fuentes:

Nueva Era, 03/07/2015. La Provincia confirmó el proyecto carbonífero para Tandil y la región.

CadenaBA, 03/07/2015. Provincia confirmó a diputado Vago que “avanza proyecto carbonífero en la Cuenca de Claromecó”

escrache1

25/06 | Neuquén: Escrachamos la cumbre de las malditas petroleras

escrache

Declaración ante el escrache a los buitres de Vaca Muerta

Del 23 al 25 de junio se llevará adelante en la ciudad de Neuquén el Encuentro Mundial Shale oil y gas, cumbre latinoamericana. En este lugar las empresas, funcionarios y lobbystas se encuentran para afinar el saqueo de nuestros bienes comunes y garantizar sus negocios extractivos, que nos dejan contaminación, enfermedades y crisis económicas.

Desde la Multisectorial contra la Hidrofractura de Neuquén convocamos a escrachar estos eventos, como ya lo hicimos con el Cluster Shale en el 2013. El avance de la explotación de hidrocarburos no convencionales, con la técnica de la fractura hidráulica, ampliamente cuestionada en muchas partes del mundo, es producto del beneplácito tanto del gobierno nacional como provincial, obligando al pueblo a financiar su desarrollo.

Del progreso prometido hoy hay poco y nada. Las grandes obras para shale mayoritariamente salen de los recursos del Estado y de los bolsillos de toda nuestra sociedad. Infraestructuras como rutas, caminos, viviendas, hospitales, cuarteles de bomberos fueron realizadas sólo en cercanías de los yacimientos y están en función de bajar costos para las empresas. Además, son financiadas con deudas públicas, como los compromisos asumidos con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID). ¿Deben los fondos del Estado estar destinados a garantizar las ganancias de las multinacionales petroleras?

Fábricas recuperadas, cooperativas, pequeños y medianos emprendedores, se encuentran en una crisis económica enorme, poniéndose en peligro muchos puestos de trabajo. Esto es producto del ahogo que le genera un mercado dominado por el mundo petrolero y un Estado que sólo genera políticas públicas en función de garantizar el avance extractivo. Debemos preguntarnos como sociedad, ¿porqué financiamos a las multinacionales petroleras mientras se les niega y traban los créditos a fábricas recuperadas como Zanon-Fasinpat?

En Neuquén, vecinos y vecinas conviven con los pozos gasíferos, sin contar con gas para calefaccionarse en los duros inviernos, y debiendo pagar las garrafas a un precio desmedido para sus ingresos. Mientras tanto la clase alta, los empresarios y la clase media abonan el servicio de gas subsidiado por el Estado. ¿Qué idea de progreso puede contener semejante discriminación?

El aumento sistemático de los combustibles de los últimos tiempos acumula un 144 por ciento entre el 2012 y la actualidad, encareciendo la vida de nuestro pueblo trabajador en detrimento de los salarios, ya que la mayoría de lo que se consume se traslada vía terrestre en camiones. Además, la mayoría de nosotrxs nos trasladamos a nuestros trabajos en transporte públicos deficientes y caros, o en automóviles en los que también sentimos estas políticas de financiación de la explotación del shale. ¿Por qué los trabajadores y las trabajadoras tenemos que financiar a las multinacionales petroleras?

El precio del barril de crudo en Argentina es 77 dólares, por decisión del gobierno, desacoplado del precio internacional, que está muy por debajo–rondando los 60 dólares. Esta es otra de las medidas que busca garantizar que el parate del mundo shale no alcance a Vaca Muerta y que los dólares de las inversiones petroleras sigan llegando. Nuevamente nos preguntamos ¿por qué el pueblo financia la locura del fracking que tantos daños nos hace?

En el valle de Río Negro y Neuquén, los productores frutícolas se encuentran ahogados por un mercado trasnacionalizado y un Estado garantista de estas multinacionales exportadoras. Mientras tanto las empresas petroleras avanzan sobre las chacras con los desarrollos de tight gas utilizando fracking para su extracción. El alquiler y la compra de tierras productivas encuentran “casualmente” su mejor contexto. ¿Por qué el avance del fracking se debe hacer a costas de atentar contra las economías regionales que incluso generan más puestos de trabajo que la actividad extractiva petrolera?

Vecinos y vecinas de Plottier conviven con pozos y torres de perforación, sin saber cuáles son las consecuencias de esa actividad frente a sus casas. Las familias están expuestas a graves accidentes como la explosión e incendio de un pozo gasífero en 2013 frente a las viviendas que duró cinco días, ya que tuvieron que venir bomberos de EEUU para poder apagarlo.

El área natural protegida Auca Mahuida sigue siendo perforada por distintas empresas, atentando contra toda su diversidad biológica. A pesar de las denuncias y las acciones públicas en defensa de la biodiversidad, el gobierno sigue permitiendo el avance de la extracción petrolera.

La expansión territorial de los basureros petroleros insertos dentro de nuestras ciudades también ha sido muy significativa. La empresa Comarsa ha crecido con su basura petrolera un 460 por ciento desde que comenzó la avanzada del shale en 2009, siendo su mayor desarrollo entre 2013 y 2014. Contaminación de la tierra, aire, agua en las inmediaciones de nuestros barrios es una muestra clara de la desidia gubernamental. La empresa Indarsa fue recientemente multada por el derrame de 100 metros cúbicos de crudo provenientes de una pileta clandestina. Ambas empresas trasladan los residuos que tratan por más de 100 km y la mayoría de las veces lo hacen en contenedores sin tapa ocasionando derrames de crudos, químicos peligrosos, tierras empretroladas, etc. Así, contaminan todo durante el traslado por la ruta provincial 7 que cruza muchos de nuestros cascos urbanos.

Las comunidades Mapuce no han sido consultadas y las empresas siguen avanzando en una completa ilegalidad e inconstitucionalidad. Además, muchas de ellas padecen procesos de judicialización graves, como signo de criminalización de la protesta social y la defensa de nuestros territorios. En el mismo sentido, mientras la causa por el compañero docente baleado con plomo en las protestas de rechazo al acuerdo con Chevron está totalmente paralizada, los militantes sociales de distintas organizaciones fueron encausados y convocados por el poder judicial.

Por estas y otras cosas debemos mostrarles que no los queremos y que no dejaremos que nuestro pueblo financie el saqueo.

Fuera buitres de Vaca Muerta!!

 

No al fracking !!!

 

Cristina Linkopan presente!!!

 

Desprocesamiento de todos los luchadores sociales que defienden su territorio!!!

 

Desprocesamiento de las autoridades del Lof Winkul Newen!!!

 

Jueves 25/06 Escrache- 09 hs en la Universidad del Comahue (salimos en caravana)

10 hs en Espacio Duam

Adhieren:

ADUNC – Colectiva Feminista La Revuelta – Conferación Mapuce de Neuquén – Emancipación Sur (Buenos Aires, Neuquén, Nacional) – Tierra para Vivir Comahue – Encuentro para cambiar la UNCo (ECU) –  MST Nueva Izquierda – Red ecosocialista -ECOSUR -Ecología cultura y educación desde los pueblos del Sur- Observatorio Petrolero Sur (OPSur) –  Movimiento Popular La Dignidad- Movimiento Tupaj Katari – Frente Popular Dario Santillan Alto Valle – Partido Socialista

Contactos prensa: Martín 0299/5946968 – Facundo  0299/4182955 – Martín 0299/5040213